10 de septiembre de 2013 5:10 am

Obispo Vera critica al Papa y se burla del Catecismo de la Iglesia Católica

Redacción ACI Prensa/EWTN Noticias

Mons. Raúl Vera en Congreso "La Teología de la Liberación HOY". Foto: ACI Prensa
Mons. Raúl Vera en Congreso "La Teología de la Liberación HOY". Foto: ACI Prensa

En el marco del 33º Congreso de Teología "La Teología de la Liberación HOY" en Madrid (España), en el que participaron diversos representantes de esa corriente, el Obispo de Saltillo (México), Mons. Raúl Vera, criticó que el Papa Francisco “haga tanta revoltura” y no hable “directo”, y se burló de la enseñanza del Catecismo de la Iglesia Católica sobre la homosexualidad.

El evento se realizó del 5 al 8 de septiembre en la capital española, y reunió también al jesuita Juan Masiá, que ha negado varios dogmas de la Iglesia, y al ex sacerdote y hoy “ecoteólogo” Leonardo Boff.

Durante su ponencia, titulada “La Iglesia de los pobres”, Mons. Vera demandó al Papa Francisco “hablar más directo, que no haga tanta revoltura”, pues en sus palabras “encuentras verdades, pero escondiditas por ahí”.

El Prelado también se burló de la enseñanza del Catecismo de la Iglesia Católica sobre la homosexualidad, al indicar, con voz de mofa, que el compendio de la doctrina de la Iglesia solo dice “pos (pues) quién sabe cuál será el origen de esto. Ay, qué fácil”.

En la Iglesia, criticó, “no quieren la verdad científica”.

Mons. Vera, que ha avalado una pastoral que promovía el estilo de vida gay en su diócesis, a través del grupo San Elredo, señaló que según le dijo un amigo suyo, en la Iglesia “tienen unos psicólogos y asistentes ahí que ninguna asociación internacional los recibe, atrasados son los asesores”.

El Obispo mexicano demandó “un análisis muy profundo, muy serio, desde el Evangelio”, para que la iglesia pueda “cambiar los criterios”.

“Están haciendo una de barbaridades”, aseguró.

Mons. Vera también criticó las correcciones en el texto final del Documento de Puebla, resultado del trabajo de la III Conferencia General del Episcopado Latinoamericano (CELAM) en 1979.

“Un amigo mío, Camilo Maccise, que fue superior de los carmelitas, que ya murió hace unos meses, nos decía en un ejercicio a los dominicos ‘no corrigieron Puebla, corrigieron el Evangelio’”, recordó el Obispo.

Para el Prelado mexicano en el Documento de Aparecida de 2007, en el que el entonces Arzobispo de Buenos Aires (Argentina), Cardenal Jorge Mario Bergoglio –hoy Papa Francisco–, fue Presidente de la Comisión de Redacción del documento o pronunciamiento final, “también tuvo ‘desaparecidas’ así como a Puebla”.

Sin embargo, “los que hicieron las desapariciones”, dijo Mons. Vera, “no tuvieron cabeza, dejaron cosas fundamentales”, según él a favor de la teología de la liberación.

En su discurso, el Obispo habló de Jesús como un líder que “enfrentó al poder político y económico de su tiempo, en lugar de aliarse con esos poderes”.

Mons. Vera recordó que cuando le preguntaron “¿cómo quiere al nuevo Papa?”, tras la renuncia de Benedicto XVI, él respondió que “con libertad evangélica”, pues “solo así va a lograr que la Iglesia readquiera su libertad, su profetismo”.

Para Mons. Vera, hasta ahora la Iglesia ha encarado los problemas “con un lenguaje diplomático” y ha puesto crema “chantilly” y “cerezas” a las verdades, “para no molestar” a los poderosos.

“Cuidado con los sistemas religiosos”, advirtió el Prelado, suscitando la risa del auditorio.

Para el Obispo de Saltillo la Iglesia está “volteada hacia las clases sociales más pudientes”, que no está acorde al “reino de Dios en la historia”.

Mons. Vera, discípulo del fallecido Obispo Samuel Ruíz, propulsor de la “teología india, vertiente de la teología marxista de la liberación condenada por Juan Pablo II, comparó como iguales al texto de leyendas mayas Popol Vuh con la Biblia.

“En el Popol Vuh hay oráculos como los de Isaías, que anuncian del advenimiento de una era de paz”, indicó, para luego recordar que Samuel Ruíz le habló de “salmos” que conoció “de la cultura egipcia”.

Al final de su ponencia, Mons. Vera contestó sin problemas a las consultas de Frida Harth, representante de la ONG abortista Católicas por el Derecho a Decidir, quien le mencionó incluso la campaña pro aborto y contra la Iglesia “Catolicadas” realizada en México.

Harth le expresó su sorpresa porque “una persona como tú pueda seguir ahí de Obispo”.

Como parte de su respuesta, el Obispo de Saltillo criticó que la gente “se aleja de nuestro sistema religioso es porque somos un sistema, de cumplimientos, de requisitos, de obligaciones”.

“Hacemos unas prédicas de trapecio, nunca tocamos tierra, como los trapecistas”, dijo.

“No somos los discípulos de Jesús. Los discípulos de Jesús estamos en la historia, debemos estar en la historia, y compartiendo las luchas y todo”, aseguró.

El Obispo de Saltillo ha apoyado en México la despenalización del aborto, y lidera dos organizaciones que presentan esta práctica anti-vida como parte fundamental de los derechos humanos.

En abril de este año, Mons. Vera decidió mantener en su puesto al sacerdote Adolfo Huerta Alemán, a pesar de que este reconoció a un medio de prensa que tenía relaciones sexuales con frecuencia y que si Dios existía o no le valía “madres”. Recién tras la intervención del Vaticano en el caso, el sacerdote fue retirado.

En una reciente muestra de desprecio por el Magisterio de la Iglesia, Mons. Raúl Vera ha asegurado que las personas homosexuales se forman en el vientre materno, y llamó "perversa" a una mujer que le expresó su preocupación por el estilo de vida gay que llevaba su hijo junto a sus amigos.

Etiquetas: Aborto, México, Uniones homosexuales, lobby gay, Teología de la Liberación, Mons. Raúl Vera, Saltillo

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y dirección de email para recibir el boletín diario de noticias de ACI Prensa.

Comentarios