7 de noviembre de 2021 - 4:10 PM | ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN 8 de noviembre de 2021 9:14 am

Tras parto forzado por autoridades fallece bebé de niña que dijo no al aborto

POR DAVID RAMOS | ACI Prensa

Imagen referencial. Crédito: Liv Bruce / Unsplash.
Imagen referencial. Crédito: Liv Bruce / Unsplash.

El bebé de una niña de 11 años que rechazó la posibilidad del aborto falleció pocas horas después de un parto prematuro forzado por las autoridades y promotores de esta práctica anti-vida.

La niña de 11 años quedó embarazada tras repetidas violaciones del padre de su padrastro. A pesar de las presiones, la menor y su madre rechazaron la posibilidad del aborto y consideraron la idea de dar el bebé en adopción, por lo que la menor fue recibida y atendida en un hogar de acogida.

Sin embargo, usando un amparo, la Defensora del Pueblo, Nadia Cruz, abierta promotora del aborto, llevó a la menor a un centro médico que no tenía las instalaciones adecuadas, donde adelantaron el parto.

Tras un proceso de parto de cerca de 12 horas, el bebé, de alrededor de 24 semanas de gestación, nació en la mañana del 6 de noviembre pesando 500 gramos. Pocas horas después, el bebé, al que llamaron José María, falleció.

En declaraciones a la prensa este 7 de noviembre, el ministro de Gobierno de Bolivia, Eduardo Del Castillo, dijo que “la menor ya ha sido dada de alta el día de ayer (...) la persona ha sacado el producto de su cuerpo, conforme ha establecido la justicia de nuestro país”.

“Un día Dios nos pedirá cuenta”

El Arzobispo de Santa Cruz, Mons. Sergio Gualberti, presidió este 7 de noviembre al mediodía un momento de oración y toque de campanas como muestra de duelo por la muerte del bebé, luego del parto precipitado por las autoridades bolivianas.

En su reflexión, Mons. Gualberti cuestionó: “¿En base a qué motivo se ha decidido optar por la vida de una sola víctima y por qué se ha provocado una inducción innecesaria del bebé poniendo además en riesgo la vida de la joven madre, sometida a un largo y doloroso trabajo de parto, en vez que luchar para salvar a las dos vidas?”.

“Y si el motivo que aducen es que la vida de la joven madre estaba en peligro ¿por qué este procedimiento se ha realizado en un hospital de segundo nivel, en vez que en un nosocomio de tercera categoría y con buena sala de neonatología?”, continuó.

“Otra pregunta: ¿porque, para inocular la vacuna anti COVID a adolescentes hasta los 16 años, se exige la firma de la madre o del padre, y en cambio, en ese caso, han impedido a la mamá que acompañe a la niña de 11 años en casi todo el largo y trágico trance y mantenida aislada sin que su consentimiento sea informado. No lo hicieron, porque solo querían cumplir con su nefasto plan de descartar al bebé”, dijo.

El Arzobispo señaló que “la criaturita nació viva y luchó por algunas horas, el tiempo suficiente para cumplir con la misión que Dios le había confiado: sacudir nuestras conciencias aletargadas e indiferentes, gritar al mundo entero el derecho a la vida de parte de todos, sin discriminación alguna”.

Además, dijo, la muerte del pequeño José María apela a los católicos bolivianos “a luchar en contra de toda ley de muerte, e implementar medidas de prevención de los abusos, violaciones y asesinatos de las mujeres, niñas y niños, efectos de la falta de valores humanos y cristianos, del alcoholismo y de una cultura machista”.

“Tengamos la plena certeza: un día Dios nos pedirá cuenta a todos indistintamente de nuestro obrar, si hemos defendido toda vida humana o si hemos sido pregoneros y verdugos de muerte”, expresó.

Etiquetas: Aborto, No al Aborto, Bolivia, Defensa de la vida, Aborto en Bolivia

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios