La imagen de la Virgen de Luján que acompañó a los soldados argentinos en la guerra por las Islas Malvinas en 1982 saldrá en peregrinación el próximo jueves 9 de enero hacia la Antártida argentina.

Luego del conflicto bélico entre Argentina y Gran Bretaña, la imagen mariana, patrona del país sudamericano, permaneció en la catedral castrense de Aldershot durante 37 años. 

Luego de un intercambio de imágenes en Roma, la Virgen de Luján regresó al país el 4 de noviembre para recorrer el territorio como “peregrina de la paz”.

Luego de visitar algunas zonas de Buenos Aires la imagen mariana llegó el 28 de diciembre a tierras sureñas para recorrer las provincias de Neuquén, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego. 

Luego será entregada por el Capellán Castrense del Área Naval Austral, P. Pablo Caballero Karanik, al Capellán Castrense, P. Luis Scrinzi, en el puerto de Ushuaia para zarpar en el rompehielos ARA Almirante Irízar hacia el continente blanco.