Recursos


El Papa en Tierra Santa

Reciba las noticias de ACI Digital completamente GRATIS. Sólo envíanos un mensaje (e-mail) a la siguiente dirección: [email protected]  y escribe la palabra subscribe aciprensa en el cuerpo del mensaje (¡no agregues nada más!)


CRISTIANOS DEBEN DEFENDER SIN TEMOR PATRIMONIO EN TIERRA SANTA

VATICANO, 22 Mar. (ACI).- Durante la Misa que celebró esta mañana en la Plaza del Pesebre en Belén, el Papa Juan Pablo II llamó a los cristianos del mundo y especialmente a los de la región, a "preservar vuestra presencia y vuestro patrimonio cristianos en el lugar mismo en el que ha nacido el Salvador".

En uno de los momentos más emotivos de la ceremonia, el Pontífice afirmó: "Hoy, desde la Plaza del Pesebre, proclamo con fuerza en todos los tiempos, lugares y a todas las personas: '¡La paz sea con vosotros! ¡No temáis!'. Estas palabras resuenan en todas las páginas de la Escritura. Son palabras divinas pronunciadas por Jesús mismo después de resucitar de entre los muertos: '¡No temáis!'. Son las mismas palabras que la Iglesia os dirige hoy. No temáis preservar vuestra presencia y vuestro patrimonio cristianos en el lugar mismo en el que ha nacido el Salvador".

La Eucaristía fue celebrada delante de la Basílica de la Natividad, donde confluyen la Vía de los Pastores, lugar de la aparición del Angel, la Vía de la Gruta de la Leche -donde según la tradición María dio de mamar a Jesús Niño- y la Vía Pablo VI (en recuerdo de la visita del Papa el 6 de enero de 1964.

"Belén se encuentra en el centro de mi peregrinación jubilar", expresó el Papa después de saludarr al presidente Yasser Arafat, al Patriarca latino Michel Sabbah, a los miembros de la

Asamblea de los Ordinarios Católicos de Tierra Santa, y a los representantes de las Iglesias ortodoxas y de las comunidades eclesiales de esta región.

"Como en esta ciudad siempre es Navidad -dijo-, todos los días es Navidad en el corazón de los cristianos. Todos los días estamos llamados a proclamar el mensaje de Belén al mundo - 'la buena nueva de una gran alegría: el Verbo Eterno, 'Dios de Dios, Luz de Luz' se ha hecho carne y ha venido a habitar entre nosotros".

El Santo Padre explicó que cuando Jesús afirma "Se me ha dado todo poder en el cielo y en la tierra", se trata "del poder de vencer al Maligno, de la victoria definitiva sobre el pecado y sobre la muerte. Es el poder de curar las heridas que desdibujan la imagen del Creador en sus criaturas. Este es el mensaje de Belén, hoy y siempre. Este es el don extraordinario que el Príncipe de la Paz ha traído al mundo hace 2000 años".

El lema de la misa fue "Hoy ha nacido vuestro Salvador". El Santo Padre recordó en la homilía que en la primera Navidad como Pontífice en 1978, manifestó el deseo de celebrar el inicio de su pontificado en Belén, pero sólo hoy le ha sido posible visitar esta ciudad. Después de la Misa, el Papa se dirigió a la "Casa Nova" de Belén, que es la casa franciscana para los peregrinos, construida en 1908, donde almorzó.


TODOS TIENEN DERECHO A UNA PATRIA, AFIRMA EL PAPA EN PALESTINA

VATICANO, 22 Mar. (ACI).- Al comenzar el tercer día de su gira por Tierra Santa, el Papa Juan Pablo II defendió el derecho del pueblo palestino de tener una patria y aseguró que esto sólo será posible si se logra una paz duradera en la región.

Al llegar a los territorios autónomos de la Autoridad Nacional Palestina, el Pontífice recibió el saludo del presidente Yasser Arafat. Entre las autoridades religiosas presentes se encontraban el patriarca latino de Jerusalén, Michel Sabbah y el padre Giovanni Battistelli, O.F.M., custodio de Tierra Santa.

"¿Cómo puedo dejar de rezar para que el don divino de la paz sea cada vez más una realidad para todos aquellos que viven en esta tierra, a la que las intervenciones de Dios han dado una característica única? ¡Paz para el pueblo palestino! ¡Paz para todos los pueblos de la región! Nadie puede ignorar todo lo que el pueblo palestino ha sufrido en las últimas décadas. Vuestro tormento está ante los ojos del mundo. Y ha durado demasiado", dijo el Papa al responder el saludo de Arafat.

"El mensaje de Belén es la Buena Nueva de la reconciliación entre los hombres, de paz a todos los niveles de relaciones entre los individuos y las naciones", agregó.

Juan Pablo II aseguró que "la Santa Sede ha reconocido siempre que el pueblo palestino tiene el derecho natural de poseer una patria y el derecho de poder vivir en paz y tranquilidad con los otros pueblos de esta zona. A nivel internacional, mis predecesores y yo hemos proclamado repetidamente que no se pondría fin al triste conflicto en Tierra Santa sin garantías sólidas para los derechos de todos los pueblos que viven en ella, sobre la base de la ley internacional y de las importantes resoluciones y declaraciones de las Naciones Unidas".

"Sólo con una paz justa y duradera -no impuesta sino garantizada mediante negociado- las legítimas aspiraciones de los palestinos se verán satisfechas", subrayó el Papa. "Sólo entonces Tierra Santa vislumbrará la posibilidad de un futuro nuevo y luminoso, que no se derrochará ya más en rivalidades y conflictos, sino que se basará sólidamente en la comprensión y la cooperación para el bien de todos".

"Soy plenamente consciente de los grandes desafíos que la Autoridad y el pueblo palestino tienen que afrontar en todos los campos del desarrollo económico y cultural", dijo el Papa.

"De manera particular, dirijo mis oraciones a aquellos palestinos -musulmanes y cristianos- que se ven todavía privados de una casa propia, del lugar que les corresponde en la sociedad y de la posibilidad de una vida laboral normal. Deseo que mi visita de hoy al campo de refugiados Dheisheh sirva para recordar a la comunidad internacional la necesidad de una acción decisiva para mejorar la situación del pueblo palestino".

"La promesa de paz hecha en Belén -concluyó- será una realidad para el mundo sólo cuando se reconozcan y se respeten la dignidad y los derechos de todos los seres humanos creados a imagen de Dios".

Belén, a diez kilómetros al sur de Jerusalén, es una ciudad de 35 mil. En hebreo, la palabra "Bet Lehem" significa "Casa del Pan", mientras que en árabe "Beit Lahm" quiere decir "Casa de la Carne". En 1995, con los Acuerdos de Oslo, Belén pasó a formar parte de los Territorios Autónomos Palestinos.

Visita al lugar del bautismo

Antes de partir rumbo a Belén, el Pontífice se trasladó en helicóptero desde Jerusalén a Al-Maghtas, en el Valle del Jordán, cerca de Jericó, para efectuar una visita privada al cercano monasterio greco-ortodoxo dedicado a San Juan Bautista. El monasterio fue construido sobre los restos de una fortaleza edificada por el emperador Justiniano para proteger a los peregrinos. Cerca del monasterio hay un lugar que conmemora el bautismo de Jesús.

"Durante miles de años -dijo el Papa- esta área alrededor de Jericó ha sido un hábitat humano. Pero su recuerdo se enriquece aun más cuando recordamos las Sagradas Escrituras que muestran a Jericó como un lugar que lleva impresa la huella no sólo del hombre sino del mismo Dios".

"Veo con la imaginación a Jesús viniendo a las aguas del río Jordán, no lejos de aquí, para ser bautizado por Juan el Bautista. Veo a Jesús pasando de camino a la Ciudad Santa donde moriría y resucitaría; le veo abriendo los ojos del ciego mientras pasa a su lado".


SANTO PADRE VISITA EL LUGAR DONDE NACIÓ JESÚS

VATICANO, 22 Mar. (ACI).- Esta tarde, el Papa Juan Pablo II realizó una visita privada para rezar en la Basílica y la Gruta de la Natividad en la Plaza del Pesebre, a pocos metros del lugar donde celebró su Misa en Belén.

La primera Basílica de la Natividad fue edificada por el emperador cristiano Constantino en el año 326. Dos siglos más tarde el emperador Justiniano la embellecía con un suelo de mosaicos. La basílica no sufrió daños durante el período musulmán y recuperó su esplendor en la época de las Cruzadas.

En 1347 los franciscanos entraron en posesión de la basílica y de la gruta. Sin embargo, a partir de 1862, los griegos son propietarios de la basílica, excluida la parte norte del transepto que pertenece a los armenios.

La Gruta de la Natividad pertenece a los franciscanos y está dividida en dos partes: el altar de la Natividad, de los griegos, y el altar del Pesebre en la Gruta de los Reyes Magos, de los latinos. Al lado de la basílica los franciscanos construyeron la iglesia de Santa Catalina donde se celebra en rito latino.

El ábside cubre el altar de la Natividad, bajo el cual hay una losa de mármol con una estrella de plata y la inscripción en latín: "Hic de Virgine Maria Jesus Christus natus est" (Aquí nació Jesucristo de la Virgen María). A la derecha del altar de la Natividad se encuentra la Gruta de los Reyes Magos donde se celebra la Misa católica.

En su visita el Papa ingresó a través de la iglesia de Santa Catalina y entró a la basílica de la Natividad por el lado izquierdo.


EMOTIVO ENCUENTRO CON LOS REFUGIADOS PALESTINOS SOSTUVO EL PAPA

JERUSALÉN, 22 Mar. (ACI).- Por la tarde de su segundo día de visita en Israel y luego de visitar la Gruta de la Natividad en Belén, el Papa Juan Pablo II se dirigió a uno de los campos de refugiados palestinos más antiguos de la región, el de Dheisheh, localizado a las afueras de la ciudad donde nació Jesús.

El Santo Padre llegó en el "Papamóvil" a Dheisheh, donde fue recibido por el líder de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Yaser Arafat, con quien se había encontrado momentos antes.

El Pontífice se dirigió inmediatamente a las instalaciones de la escuela local, donde recibió expresiones de bienvenida. Las autoridades palestinas recordaron la historia cuesta arriba del campo de refugiados, cuya existencia se remonta a 1948, cuando se creó el estado de Israel. El número y las penalidades de los refugiados aumentó tras la "Guerra de los seis días" en 1967 y sólo tras los recientes acuerdos de paz entre Israel y la ANP, la administración del campo recayó sobre autoridades palestinas.

No fue extraño, por ello, que el Pontífice abordara, durante su discurso, el tema de los derechos palestinos a su tierra y a condiciones de justicia y dignidad.

Más temprano el Papa ya había señalado que "nadie puede ignorar lo mucho que ha tenido que sufrir el pueblo palestino en décadas recientes. Su tormento está ante los ojos del mundo. Y ha ido demasiado lejos".

Poco después del intercambio de mensajes en el campo de refugiados, el Pontífice saludó a algunos de los alumnos de la escuela; para luego trasladarse a una visita privada en la residencia de Arafat, donde el Pontífice intercambió regalos y se presentaron mutuamente a los respectivos colaboradores.

La intensa jornada en Belén concluyó con el traslado del Papa en helicóptero a la delegación apostólica en Jerusalén.

LA IGLESIA SIGUE ESPERANDO UNA "SOLUCIÓN EQUITATIVA" PARA JERUSALÉN

JERUSALÉN, 22 Mar. (ACI).- Monseñor Michel Sabbah, Patriarca latino de Jerusalén, reafirmó hoy la voluntad del Vaticano de alcanzar una solución "equitativa" para Jerusalén, en respuesta a las palabras pronunciadas ayer por el alcalde judío de la Ciudad Santa al recibir al Pontífice el martes.

Reiterando la posición de la Santa Sede de concederle a Jerusalén un estatuto internacional especial, Mons. Sabbah recordó que "la libertad de religión no es suficiente". "Dos pueblos viven en Jerusalén y el Papa ya ha dicho que era necesario alcanzar un estatuto especial para esta ciudad donde viven dos pueblos", señaló el Prelado, interrogado sobre las palabras de bienvenida que el alcalde de Jerusalén, Ehud Olmert, pronunciara a Juan Pablo II.

"Bienvenido a Jerusalén, la capital de Israel", dijo Olmert en hebreo, reafirmando así la posición de Israel de no aceptar el estatuto especial para la ciudad que tanto cristianos como musulmanes reclaman.

 

"VISITA A BELÉN NO FUE POLÍTICA" RECUERDA VOCERO VATICANO

JERUSALÉN, 22 Mar. (ACI).- El vocero de la Santa Sede, Joaquín Navarro-Valls aclaró que la visita del Papa a Jerusalén no tiene carácter político, sino que se trata de una peregrinación espiritual a la tierra de Jesús.

Navarro-Valls hizo la aclaración al responder preguntas sobre el sentido "político" que podía tener la decisión del Papa de besar la tierra de Belén, en los territorios palestinos. El gesto quería ser interpretado como un respaldo a las exigencias independentistas palestinas.

"Hubiera sido raro más bien que el Papa no besara la tierra del lugar donde nación Jesús", señaló el vocero vaticano, poco antes que el Papa se dirigiera al campo de refugiados de Dheisheh.

"Tomemos el ejemplo de lo que se hará esta tarde: el Papa visitará un campo de refugiados, donde hay personas que viven en condiciones dramáticas desde hace años y años. El Papa hablará del problema, pero no se puede definir todo esto como un 'problema político' sólo porque son los políticos quienes deben resolverlo", explicó Navarro-Valls.

Finalmente, el vocero recordó a la prensa que el carácter religioso debe ser el prisma fundamental para comprender los eventos acontecidos y los que se vienen en la visita papal.

"Por ejemplo, en el Muro de los Lamentos, el Papa rezará, ya que se puede decir que en cuanto parte de la casa de Dios, es un lugar sagrado para todos", concluyó.

EL PAPA NO ACEPTÓ UN CHALECO ANTIBALAS

JERUSALÉN, 22 Mar. (ACI).- El Papa Juan Pablo II rechazó cortez pero firmemente el insistente pedido de las autoridades judías de usar un chaleco antibalas confeccionado especialmente para él con motivo de la visita.

Como parte de las excepcionales medidas de seguridad desplegadas, las autoridades israelíes habían confeccionado un chaleco de largas dimensiones, pero en material de última generación que, al mismo tiempo de proporcionar seguridad, es ligero y flexible de tal manera que no impide los movimientos.

Según el diario Maariv de Tel Aviv, las autoridades no pudieron convencer al Pontífice de que usara el equipo protector. Rafi Peled, uno de los coordinadores israelíes de la visita papal, dijo que, aunque la petición se debió a una preocupación por el bienestar del Papa, su negativa era comprensible.

"El Papa realiza la visita sin chaleco, y sin necesidad de usarlo", declaró Peled a Radio Israel. "Pienso que es obvio que en una visita de paz, es preferible no llevar armadura", concluyó.

Comentarios