Las Cartas de Nennolina: "¡Habrá santos entre los niños!"

Aquí algunos extractos de las cartas que Nennolina dictaba a su madre desde muy pequeña, o que ella misma escribió, con su trémula letra infantil, apenas aprendió a escribir:

"Querido Jesús eucaristía, estoy pero que muy contenta de que hayas venido a mi corazón. No te vayas nunca de mi corazón, quédate siempre siempre conmigo. Jesús yo te amo, yo quiero abandonarme en tus brazos y haz de mí lo que tú quieras".

"Querido Jesús, hoy voy de paseo y voy a mis monjas y les digo que quiero hacer la primera comunión en Navidad. Jesús ven pronto a mi corazón que yo te abrazaré muy muy fuerte y te besaré. Oh Jesús, quiero que te quedes siempre en mi corazón".

"Querido Jesús, yo te quiero mucho, te lo quiero repetir que te quiero mucho. Yo te ofrezco mi corazón. Querida Virgen, tú eres muy buena, toma mi corazón y llévaselo a Jesús".

"Mi buen Jesús, dame almas, dame muchas, te lo pido de verdad, te lo pido para que hagas que sean buenas y puedan ir contigo al Paraíso".

"Mi querido Jesús, hoy he aprendido a hacer la "O", así que pronto te escribiré yo misma":

"Querido Jesús, mañana cuando estés en mi corazón, hazte cuenta de que mi alma es una manzana. Y, como en la manzana están las semillas, dentro de mi alma haz que haya un armario. Y, como debajo de la piel negra de las semillas está la semilla blanca, haz que dentro del armario esté tu gracia, que sería como la semilla blanca".

"Hoy he sido algo caprichosa, pero tú Jesús bueno, toma en brazos a tu niña…"; "pero tú ayúdame que sin tu ayuda no puedo hacer nada"; "tú ayúdame con tu gracia, ayúdame tú, que sin tu gracia nada puedo hacer"; "te lo ruego, Jesús bueno, consérvame siempre la gracia del alma".

"Te rezo por aquel hombre que ha hecho tanto daño; te rezo por aquel pecador que ya sabes, que es tan viejo y que está en el hospital de San Juan".

"Querido Jesús crucificado, yo te quiero tanto y te amo tanto. Yo quiero estar contigo en el Calvario. Querido Jesús, dile a Dios Padre que también a él le quiero mucho. Querido Jesús, dame tú la fuerza necesaria para soportar estos dolores que te ofrezco por los pecadores. Querido Jesús, dile al Espíritu Santo que me ilumine de amor y me llene de sus sietes dones. Querido Jesús dile a la Virgen que la quiero mucho y que quiero estar junto a ella. Querido Jesús te quiero repetir que te quiero mucho mucho. Mi buen Jesús en ti encomiendo a mi padre espiritual y hazle las gracias necesarias. Querido Jesús en ti encomiendo a mis padres y a Margherita. Tu niña te manda muchos besos".

Antonietta Meo

< Regresar a Personajes

Comentarios

El vlog de Giuliana
Fe y ciencia
Sacramentos.FE
Consultorio Familia y Vida

Síguenos:

El blog de Mons. José Gómez
Libros del padre José Antonio Fortea