5 de abril de 2016 9:51 am

Sodalicio reconoce a su fundador culpable de abusos y marca nueva época

Redacción ACI Prensa/EWTN Noticias

El Sodalicio de Vida Cristiana reconoció culpable de abusos a su fundador, Luis Fernando Figari Rodrigo; pidió perdón por las faltas y delitos de él o de cualquier otro miembro de la organización y anunció una reforma integral de la institución.

El Sodalicio de Vida Cristiana es una sociedad de vida apostólica fundada en el Perú a la que pertenece el director de ACI Prensa, Alejandro Bermúdez.

El encargado de hacer el anuncio fue el Superior General del Sodalicio, Alessandro Moroni, tras más de “cinco meses de oración, reflexión y una dura autocríticas” luego de conocerse las acusaciones contra el fundador por haber cometido abusos físicos, psicológicos y sexuales que actualmente son investigados por el Vaticano.

En el video, Moroni señala que “después de los testimonios recibidos, consideramos al ciudadano Luis Fernando Figari, CULPABLE de los abusos que se le imputan y lo declaramos PERSONA NO GRATA para nuestra organización que deplora y condena totalmente su comportamiento”.

“El Sodalitium reitera a las autoridades del Vaticano el pedido que le hiciéramos personalmente al Papa Francisco en audiencia privada realizada en diciembre pasado para que decrete su inmediata SEPARACIÓN de nuestra comunidad y finalice su insostenible retiro espiritual en nuestras instalaciones”

En el mensaje también recuerda que el Sodalicio está colaborando con la Santa Sede y la fiscalía en todas las investigaciones que se están realizando.

Moroni pide perdón luego a las víctimas de cualquier tipo de abuso por parte de algún miembro del Sodalicio, a los denunciantes, a los miembros de la familia sodálite y a todos aquellos que participan en sus obras.

El Superior General anunció también “el inicio inmediato de una reforma integral de nuestra organización asumiendo los errores del pasado con miras a construir un nuevo Sodalitium sobre la fortaleza del carisma recibido, su gran familia y sus buenas obras en el Perú y el extranjero”, para lo cual han solicitado la ayuda de un representante del Santo Padre.

“Las autoridades del SCV reconocemos el pecado de no haber reaccionado de manera firme y oportuna y estamos dispuestos a asumir la penitencia que sea necesaria para obtener el perdón de Dios, la Iglesia, nuestra gran familia y de toda la sociedad”, dice Moroni en el video.

“Estamos seguros que con la gracia de Dios, nuestra gran familia prevalecerá y saldrá adelante por encima de los errores de sus autoridades que a partir de hoy están decididas a escribir una nueva historia”, concluye.

Etiquetas: Vaticano, Sodalitium Christianae Vitae, Sodalicio de Vida Cristiana, abusos

Comentarios