9 de febrero de 2018 4:05 pm

Obispos agradecen a Gobierno de Estados Unidos por logros de política provida

Redacción ACI Prensa

Imagen referencial. Foto: Flickr Bayu Aditya (CC-BY-2.0).
Imagen referencial. Foto: Flickr Bayu Aditya (CC-BY-2.0).

Los Obispos de Estados Unidos felicitaron al Gobierno por la “temprana evidencia” de éxito de la implementación de la Política de Ciudad de México, que prohíbe a la Administración estadounidense financiar ONGs que realicen o promuevan el aborto en otros países.

El Cardenal Timothy Dolan, Presidente del Comité de Actividades Provida de la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos (USCCB), expresó que “aplaudo a este Gobierno por restaurar nuestra ayuda al extranjero a sus objetivos legítimos de promover la salud y los derechos humanos”.

El 23 de enero de 2017 el Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, firmó una orden ejecutiva implementando la Política de Ciudad de México, una normativa que evita que el Gobierno financie organizaciones no gubernamentales que realicen o promuevan el aborto en el extranjero.

Esta política fue establecida por primera vez por Ronald Reagan en 1984. Su nombre se debe a que fue anunciada en la capital de México.

En los años que siguieron, la Política de Ciudad de México se ha convertido en un emblema de la postura del nuevo presidente sobre el aborto.

Los presidentes entrantes generalmente la derogan o reinstauran durante su primera semana en el poder, simbolizando el camino que tomarán sobre temas de aborto durante su mandato.

El presidente Bill Clinton derogó esta política el 22 de enero de 1993. George W. Bush la reinstauró el 22 de enero de 2001.

Barack Obama la derogó nuevamente el 23 de enero de 2009, recibiendo críticas del Vaticano.

Restaurar la Política de Ciudad de México no estaba entre las promesas electorales de Trump.

En mayo de 2017, la Secretaría de Estado de Estados Unidos aprobó un plan para extender el alcance de la Política de Ciudad de México, denominando el plan “Protegiendo la Vida en la Asistencia de Salud Global” (“Protecting Life in Global Health Assistance”, en inglés).

El Departamento de Estado de Estados Unidos publicó el 6 de febrero un informe sobre los resultados de los primeros seis meses de implementación de la política provida.

En su mensaje, publicado en el sitio web de la USCCB, el Cardenal Dolan recordó que “el aborto socava derechos humanos básicos, ciertamente para el hijo, y también puede herir emocional y físicamente a la madre”.

“El dinero de impuestos de Estados Unidos no debe ir a organizaciones que son reacias a buscar resultados de salud para todas las personas y, en vez de eso, insisten en promover e imponer su ideología de aborto en mujeres y niños”.

El Purpurado destacó que “el informe de seis meses recientemente publicado por el Gobierno de Trump provee evidencia temprana de que la vasta mayoría de ONGs (729 de 733) están dispuestas y capaces de cumplir con esta política y ese cumplimiento no parece socavar la entrega de servicios de salud apropiados”.

También te puede interesar:

Etiquetas: Estados Unidos, Cardenal Dolan, Obispos de Estados Unidos, Iglesia en Estados Unidos, Aborto en Estados Unidos, Donald Trump

Comentarios


FacebookTwitterWhatsAppGoogle+Email App