27 de mayo de 2021 - 5:26 PM

Conocido sacerdote mexicano se retira de redes sociales tras polémicas publicaciones

POR DAVID RAMOS | ACI Prensa

P. Juan Rivas. Crédito: Sitio web oficial.
P. Juan Rivas. Crédito: Sitio web oficial.

El conocido sacerdote mexicano Juan Rivas, miembro de los Legionarios de Cristo, anunció el 26 de mayo su retiro de las redes sociales y servicios de mensajería, tras un llamado de atención de su superior.

En una publicación en su página de Facebook el 26 de mayo, el P. Rivas, autor de varios libros y conocido conferencista, dijo que “acabo de recibir una indicación de mi Superior fechada el 23 de mayo que me pide salir de las redes sociales por un año”.

“Le han llegado muchas quejas”, añadió.

El P. Rivas, nacido en Guadalajara, en el estado mexicano de Jalisco, fue ordenado sacerdote en 1982. Ha colaborado con diversos medios de comunicación católicos y seculares.

A pesar de su larga trayectoria en difusión y defensa de la fe católica, en los últimos años se ha visto en medio de polémicas.

En abril de 2020, los Legionarios de Cristo publicaron un comunicado criticando los repetidos llamados del P. Rivas a celebrar públicamente la Santa Misa de forma presencial en medio de la pandemia de COVID-19, en contra de las disposiciones de las autoridades civiles y eclesiales.

“Los superiores de la Legión de Cristo y el obispo de Cancún han pedido formalmente al P Juan que se retracte de las afirmaciones expresadas y que no son acordes con las indicaciones de los obispos”, indicó la congregación religiosa en esa ocasión.

En los últimos meses, el P. Rivas alentó la formación de comunidades de vida cristiana (CVC) fuera de las ciudades: “Que sean como pequeños oasis, bonitos rodeados de la naturaleza, lugares de convivencia sana en ambientes cristianos”.

En otra publicación, el sacerdote legionario escribió: “Observen cómo no es escasez de alimentos sino de suministro. No van a llegar del campo a la ciudad. Por eso el lugar de menos sufrimiento antes que colapse la vialidad y el transporte es vivir fuera en un lugar autosuficiente en agua y comida”.

“Pero solo se puede hacer si te unes a otras familias y forman una comunidad orando al Espíritu Santo”, añadió.

“Ponte a trabajar con urgencia y prepara albergue agua comida abrigo y vivir sin luz por 3 años y medio”, escribió en otra publicación de Facebook.

El P. Rivas se ha opuesto también a la vacunación contra el COVID-19 e incluso ha indicado medidas penitenciales para quienes fueron vacunados, como “comulgar de rodillas y en la boca todos los días por 9 días”.

En su mensaje del 26 de mayo en Facebook, donde tenía más de 64 mil seguidores, el P. Rivas dijo que a medianoche cerraría sus cuentas tanto en esa red social como en WhatsApp y Telegram. “Solo aceptaré llamadas telefónicas o mail”, indicó.

“Recuerden lo que les dije: los sacerdotes no les vamos a poder ayudar. Súbanse al Arca y dejen que el Espíritu Santo sea su guía. Si tienen alguna necesidad espiritual basta que se unan a mis intenciones en la Misa”, señaló.

En un fragmento publicado por el P. Rivas, que correspondería al mensaje de su superior, se puede leer: “Pareciera, P. Juan, estuviera formando una secta, separada de la verdadera visión de la Iglesia sobre las realidades sobrenaturales y en la que, más que cultivar la verdadera esperanza cristiana, puede inculcarse el terror al castigo, la rigidez y el error teológico”.

ACI Prensa consultó a los Legionarios de Cristo sobre el caso del P. Rivas. La respuesta oficial de la congregación es que se trata de “una situación personal del padre y no hay comentarios al respecto”.

Etiquetas: México, Sacerdote sancionado, Legionarios de Cristo, Redes sociales, Iglesia en México

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios