¿Sirve rezar la oración de San Miguel Arcángel al final de la Misa? Esto dice un exorcista

Oración San Miguel Arcángel México San Miguel Arcángel venciendo a la serpiente, el demonio, en lo alto del cerro del Tepeyac, en la Villa de Guadalupe de Ciudad de México | Crédito: David Ramos / ACI Prensa

El P. Eduardo Hayen Cuarón, exorcista de la diócesis mexicana de Ciudad Juárez, explicó por qué, al final de la Misa, reza con sus fieles la oración a San Miguel Arcángel del Papa León XIII, que implora su protección ante las asechanzas del demonio.

En declaraciones a ACI Prensa este 6 de septiembre, el P. Hayen señala que, en su opinión, “una vez terminada la Eucaristía, siempre ha sido válido el rezo de alguna devoción de la comunidad. Eso no crea ninguna confusión en los fieles, porque todos saben que una vez terminada la Misa las oraciones posteriores son actos de piedad y no parte fundamental del rito”.

“Si el Papa León XIII decretó que la oración a San Miguel se rezara obligatoriamente después de la Eucaristía en toda la Iglesia, y si después del Concilio Vaticano II quedó como una oración optativa, no hay razón para prohibirla”, continuó el presbítero.

Para el P. Hayen, “la lucha contra el poder de las tinieblas se ha recrudecido en las últimas décadas. La presencia del Maligno es más evidente que nunca, y hoy es sumamente importante que la Iglesia suplique a los ángeles su intercesión y su ayuda”, subrayó el exorcista mexicano.

“En mi comunidad parroquial rezamos a San Miguel después de la Eucaristía, y exhorto a los sacerdotes a poner a sus comunidades bajo la defensa y protección del príncipe de los ejércitos del cielo”, concluyó.

A continuación, la oración a San Miguel Arcángel del Papa León XIII

Más en América

San Miguel Arcángel,
defiéndenos en el combate contra las maldades
e insidias del demonio.
Sé nuestra ayuda, te rogamos suplicantes.
¡Que el Señor nos lo conceda!
Y tú, príncipe de las milicias celestiales,
con el poder que te viene de Dios
arroja en el infierno a Satanás y a los otros espíritus malignos
que ambulan por el mundo para la perdición de las almas.
Amén.

Suscríbete a ACI Prensa

Recibe nuestras noticias más importantes por email.

Dona a ACI Prensa

Si decides ayudarnos, ten la certeza que te lo agradeceremos de corazón.