25 de enero de 2022 4:10 pm

Obispos alemanes apoyan campaña progay para cambiar enseñanza católica sobre la sexualidad

Una bandera de arco iris sobre el altar de la Iglesia Jugendkirche en Würzburg (Alemania) el 10 de mayo de 2021 | Crédito: Gehrig / CNA German

Varios obispos católicos en Alemania saludaron el lunes el lanzamiento de una campaña que pide un cambio en la enseñanza de la Iglesia Católica sobre la “sexualidad y el género”, la cual es promovida por sacerdotes y trabajadores de la Iglesia.

La iniciativa titulada “#OutInChurch—Por una iglesia sin miedo”, lanzada el 24 de enero, pide la revisión de lo que describe como expresiones “difamadoras y obsoletas” de la doctrina católica, informó CNA Deutsch, agencia en alemán del Grupo ACI.

En una lista de demandas de siete puntos, los organizadores escribieron: “Las declaraciones difamatorias y obsoletas de la doctrina de la Iglesia sobre la sexualidad y el género deben revisarse sobre la base de los hallazgos teológicos y científicos humanos”.

“Esto es de suma relevancia, especialmente en vista de la responsabilidad de la Iglesia en todo el mundo por los derechos humanos de las personas LGBTIQ+” [lesbianas, gay, bisexuales, transexuales, intersexuales, queer y otros], añade la campaña.

Esta iniciativa, respaldada públicamente por 125 personas, incluidos sacerdotes, profesores de religión y empleados de la Iglesia, también pidió bendiciones y “acceso a los sacramentos” para parejas del mismo sexo.

La campaña, lanzada con amplia propaganda en Alemania, acompañada de un programa de televisión, fue recibida en nombre de la Conferencia Episcopal por Mons. Helmut Dieser, codirector del foro de sexualidad del Camino Sinodal.

Mons. Dieser, también Obispo de Aquisgrán, en Alemania Occidental, dijo a los periodistas el 24 de enero que el Camino Sinodal –un proceso de varios años que reúne a obispos y laicos para discutir sobre poder, moralidad sexual, sacerdocio y el papel de la mujer en la Iglesia–, se acerca a abordar los temas planteados por la campaña de “una forma nueva”.

“Con el Camino Sinodal aprendemos a comprender más profundamente que la orientación sexual y la identidad de género son parte de la persona, y tenemos una imagen del ser humano que nos dice que la persona es absolutamente amada por Dios, y a partir de ahí, abordamos los temas de la orientación sexual, la identidad, pero también la realización sexual de una manera nueva con el Camino Sinodal”, expresó.

Luego añadió: “Estoy convencido de que con el Camino Sinodal, especialmente en nuestro foro que trata estas cuestiones, tenemos el espacio para responder a estas preguntas de manera constructiva, para que precisamente, lo que más quiere este grupo, la liberación del miedo, se logre realmente”.

El Arzobispo de Hamburgo, en el norte de Alemania, Mons. Stefan Hesse, también saludó la campaña.

“Tengo respeto por las personas que confiesan su orientación sexual en esta iniciativa. Una Iglesia en la que la gente tiene que esconderse por su orientación sexual no puede, en mi opinión, estar en el espíritu de Jesús”, dijo.

Y agregó: “Este tema también se está discutiendo en el Camino Sinodal de la Iglesia Católica en Alemania. Ahí es donde estoy participando en la discusión. Debería conducir a un mayor desarrollo de la moral sexual de la Iglesia y también de la ley laboral de la Iglesia”.

La campaña “#OutInChurch—Por una iglesia sin miedo” también pide una revisión de las leyes laborales en la Iglesia Católica en Alemania, el segundo mayor empleador del país después del estado.

“La vida abierta según la orientación sexual y la identidad de género, incluso en pareja o matrimonio civil, nunca debe ser considerada falta de lealtad o motivo de despido”, señala una de las demandas de la campaña.

Los comentarios de Mons. Hesse fueron repetidas por el Obispo de Osnabrück, en el noroeste de Alemania, Mons. Franz-Josef Bode, quien dijo que apreciaba la campaña como “un paso valiente de 125 empleados queer de la Iglesia Católica de todo el país”.

Agregó que la iniciativa requería un “debate largamente esperado” sobre la ley laboral de la Iglesia.

“Bajo la ley laboral, la lealtad de los empleados de la Iglesia está íntimamente ligada a su estilo de vida. Los arreglos individuales son posibles, y estos se buscan con sensibilidad y lo mejor que podemos en nuestra diócesis”, dijo.

“Pero las soluciones individuales siempre crean incertidumbres. Es urgentemente necesario encontrar soluciones confiables para todos los lados. El proceso de reforma del Camino Sinodal está trabajando en esto”.

El obispo dijo que el tema será discutido en la próxima reunión de la Asamblea Sinodal, órgano supremo de decisión del Camino Sinodal, del 3 al 5 de febrero.

El Obispo de Dresden-Meissen, en el este de Alemania, Mons. Heinrich Timmerevers, dijo que estaba “muy agradecido” por los “impresionantes testimonios” recogidos por la campaña.

Varias asociaciones católicas alemanas también expresaron su apoyo.

Sacerdotes y trabajadores pastorales de toda Alemania desafiaron al Vaticano en mayo de 2021 al realizar ceremonias de bendición a las que asistieron parejas del mismo sexo.

Los organizadores realizaron un día de protesta en respuesta a la declaración de la Congregación para la Doctrina de la Fe de que la Iglesia no tiene el poder de bendecir uniones entre personas del mismo sexo.

La declaración del Vaticano, emitida con la aprobación del Papa Francisco, provocó protestas en el mundo católico de habla alemana.

Varios obispos expresaron su apoyo a las bendiciones de parejas del mismo sexo, mientras que las iglesias desplegaron banderas del orgullo LGBT y un grupo de más de 200 profesores de teología firmaron una declaración criticando al Vaticano .

El Catecismo de la Iglesia Católica afirma que “no es lícito impartir una bendición a relaciones, o a parejas incluso estables, que implican una praxis sexual fuera del matrimonio (es decir, fuera de la unión indisoluble de un hombre y una mujer abierta, por sí misma, a la transmisión de la vida), como es el caso de las uniones entre personas del mismo sexo”.

Lo que enseña la Iglesia sobre la homosexualidad

La enseñanza católica sobre la homosexualidad está resumida en tres artículos del Catecismo de la Iglesia Católica: 2357, 2358 y 2359.

En estos artículos la Iglesia enseña que los homosexuales “deben ser acogidos con respeto, compasión y delicadeza. Se evitará, respecto a ellos, todo signo de discriminación injusta”.

La homosexualidad como tendencia es “objetivamente desordenada” y “constituye para la mayoría de ellos (los homosexuales) una auténtica prueba”.

Apoyado en la Sagrada Escritura, la Tradición ha declarado siempre que “los actos homosexuales son intrínsecamente desordenados”, “no proceden de una verdadera complementariedad afectiva y sexual” y por tanto “no pueden recibir aprobación en ningún caso”.

“Las personas homosexuales están llamadas a la castidad” y “mediante el apoyo de una amistad desinteresada, de la oración y la gracia sacramental, pueden y deben acercarse gradual y resueltamente a la perfección cristiana”.

 Traducido y adaptado por Diego López Marina. Publicado originalmente en CNA.

Etiquetas: Ideología de Género, Alemania, Sexualidad, homosexualidad, Obispos alemanes, Iglesia en Alemania, obispos de Alemania, LGTBI, proceso sinodal, católicos alemanes, Camino sinodal