10 de diciembre de 2021 3:54 pm

Así se festejará en Roma a la Virgen de Guadalupe

Por Mercedes De La Torre

Papa Francisco reza ante imagen de la Virgen de Guadalupe en 2014. Foto: Daniel Ibáñez / ACI Prensa

Los devotos guadalupanos celebrarán en el Vaticano la fiesta de Nuestra Señora de Guadalupe el próximo domingo 12 de diciembre.

El nuevo secretario de la Pontificia Comisión para América Latina, Rodrigo Guerra, describió a ACI Prensa que todas las comunidades del continente americano radicadas en Roma están invitadas el 12 de diciembre a reunirse en la Plaza de San Pedro a las 10:00 a.m. (hora local) para “rezar juntos el Rosario en honor a la Virgen de Guadalupe”.

“Al finalizar el Rosario, el Cardenal Marc Ouellet, hará una oración de consagración de nuestras familias y de nuestros pueblos a la Virgen del Tepeyac pidiendo las gracias necesarias para que todos nos convirtamos más auténticamente a Jesucristo y para que desde esa experiencia, construyamos una sociedad más fraterna y una Iglesia más sinodal”, relató a ACI Prensa Rodrigo Guerra.

Luego, los devotos guadalupanos participarán en el rezo del Ángelus dominical con el Papa Francisco, que les dará un mensaje.

Sobre el significado de la Virgen de Guadalupe para México, pero también para todo el continente americano, el Dr. Guerra explicó que “el acontecimiento guadalupano no es una mera devoción nacional sino un mensaje universal para la conversión personal y para la renovación social y eclesial en el momento actual”.

En el encuentro de la Virgen con San Juan Diego podemos encontrar un ejemplo de evangelización perfectamente inculturada, como decía, San Juan Pablo II; un ejemplo de sinodalidad en el modo cómo San Juan Diego lleva una buena noticia al obispo por petición de María Santísima; un ejemplo de tierna corrección cuando la Virgen intercepta a San Juan Diego, que desea hacer su propio proyecto de ayuda a su tío enfermo, y Ella, sin reprocharle cosa alguna, le dice: ‘No estoy yo aquí que soy tu Madre’; un proyecto de evangelización integral, al invitarnos a todos a colaborar en la construcción de la ‘casita sagrada’, es decir, a crear el conjunto de condiciones necesarias para poder vivir la fe con libertad plena en cada rincón del continente y aún más allá de él”, destacó el secretario de la PCAL.

Asimismo, Rodrigo Guerra recordó el reciente mensaje del Papa Francisco para la Asamblea Eclesial de América Latina y el Caribe, en el que invitó “a preparar el camino hacia el Jubileo Guadalupano de 2031 y el Jubileo de la Redención en 2033”; y añadió que este horizonte 2031-2033 ayuda a “los muchos esfuerzos de renovación eclesial y social que realizamos tanto en América latina como en el resto del mundo”.

En esta línea, para la autoridad vaticana el Rosario en la Plaza de San Pedro marca “el inicio de un camino educativo de diez años para honrar a la Virgen y pedirle su gracia para vivir de manera más madura la fe y la comunión eclesial”.

“Con María, siguiendo las huellas de San Juan Diego y en plena comunión con el Papa, no debemos tener miedo. Los pueblos de las Américas necesitan recibir nuevamente el potente mensaje del Tepeyac: no hay fractura personal o social que María de Guadalupe no pueda reparar”, concluyó el nuevo secretario de la PCAL.

Celebración litúrgica de la Virgen de Guadalupe

La Solemnidad de Nuestra Señora de Guadalupe, será celebrada litúrgicamente este año el 12 de diciembre solamente en México debido a que coincide con el tercer Domingo de Adviento.

Según explicó la Conferencia Episcopal Mexicana (CEM) “a petición de los Obispos de México, la Sede Apostólica autorizó la dispensa que, cuando el 12 de diciembre coincida con un Domingo de Adviento, se celebre la solemnidad de Santa María de Guadalupe” gracias a un decreto de la Santa Sede difundido el 20 de septiembre.

Sin embargo, precisó, “para que no se pierda el sentido del Domingo de Adviento”, tanto en las Misas vespertinas, como en todas las Misas del 12 de diciembre, la segunda lectura deberá ser la del tercer Domingo de Adviento.

Además, en la homilía cada sacerdote deberá hacer mención del Adviento, y en la Oración de los fieles se debe hacer al menos una petición con el sentido de este tiempo de preparación. También se debe concluir con la oración colecta del Domingo de Adviento.

En algunos países la fiesta pasará al lunes 13 de diciembre y en otros no se celebrará.