2 de febrero de 2022 6:07 pm

Arquidiócesis lanza campaña de ayuda y pide rezar por damnificados de aluvión

Por Cynthia Pérez

La Arquidiócesis de Quito (Ecuador), a través de Cáritas, lanzó una campaña de solidaridad para ayudar en las necesidades más urgentes a los damnificados del aluvión que devastó varias zonas de la ciudad, y pidió rezar por las víctimas de esta tragedia y sus familias.

La tarde del lunes 31 de enero, intensas lluvias ocasionaron un aluvión que azotó varios sectores de Quito. El fenómeno dejó hasta ahora 24 personas fallecidas -cifra que podría aumentar-, 12 personas desaparecidas, varios heridos, y ocasionó daños severos a viviendas y vehículos. 

El 1 de febrero, la Arquidiócesis de Quito señaló en su sitio web que el aluvión comenzó “en la parroquia Belisario Quevedo y se extendió hasta la avenida Amazonas”. Además, informó que los más afectados fueron los pobladores de La Comuna, La Gasca, Las Casas, Santa Clara y otros sectores al noroccidente de Quito.

Frente a ello, lanzaron una campaña de solidaridad a través de Cáritas, que “está movilizando ayuda de urgencia” a todos estos sectores “para cubrir las necesidades más urgentes” de las familias damnificadas.

En un comunicado publicado en el sitio web de la Arquidiócesis, el Arzobispo de Quito, Mons. Alfredo José Espinoza Mateus, expresó su dolor por “la tragedia” y llamó a los fieles a “sumar corazones, manos y decisiones solidarias” y colaborar con la campaña de ayuda humanitaria que lanzaron a través de Cáritas.

El P. Jorge Vásquez, delegado de Cáritas, anunció a la prensa arquidiocesana que bajo la coordinación de Mons. Espinoza, Cáritas estará recibiendo “alimentos no perecibles, prendas de vestir, medicinas, mascarillas y kits de primeros auxilios en cada una de las parroquias” de la arquidiócesis.

El Prelado ratificó que cada parroquia será “un centro de acopio” de las donaciones y precisó que en especial “se necesita ropa y alimentos no perecibles”, y que “no se necesitan por el momento cobijas”. Además, informó que “con los delegados vicariales de Cáritas” se coordinará en las parroquias “la recolección y la entrega” de todo lo recaudado.

“No podemos, ni debemos quedarnos de manos cruzadas viendo de lejos el dolor de los demás. Es un dolor que nos debe comprometer a actuar y no nos puede dejar indiferentes. Recordemos que el Papa Francisco nos dice que, ‘el amor no tolera la indiferencia […]la indiferencia es contraria al amor de Dios’”, dijo.

Mons. Espinoza también llamó a “unirnos en oración por las víctimas de esta tragedia” y anunció que se ofrecerán Misas por esta intención durante la semana.

“En las Eucaristías de estos días, de manera especial del domingo, pedir por ellos [los fallecidos]. También oremos por todos los damnificados, para que sientan la fortaleza de Dios en este momento”, señaló.

El Prelado anunció que el domingo 6 de febrero, al final de todas las Misas parroquiales celebradas en la Arquidiócesis, se realizará una “segunda colecta” de ayuda a los damnificados. Al respecto, aclaró que esta no afecta la tradicional colecta dominical.

Los interesados en realizar “depósitos o transferencias podrán hacerlo a la Cuenta Corriente N°34414963 del Banco Guayaquil, a nombre del Consejo Gubernativo de Bienes, bajo el RUC. 1790326578001”, indicó Mons. Espinoza.

“Mantengámonos unidos en oración y atentos a cualquier necesidad que se presente y que oportunamente, de forma oficial, se les comunicará. Unidos en el Señor de la vida”, concluyó.

El P. Vásquez señaló que los interesados en más información sobre la campaña solidaria pueden comunicarse al siguiente número telefónico: 098 622 1052.

Etiquetas: Ecuador, Víctimas, Iglesia en Ecuador, Quito, damnificados, ayuda humanitaria, campaña de solidaridad, Arquidiócesis de Quito, aluvión, fenómeno natural