Infancia

Chiara tiene un carácter generoso, extrovertido y exuberante: con solo 4 años elige con cuidado los juguetes que quiere donar a los niños pobres.

Nos narra su mamá: Chiara tenía muchos juguetes y como todos los niños le gustaba jugar. Un día mientras jugaba en la habitación y yo ordenaba la cocina, fui a su habitación y le dije a Chiara: “Cierto que tienes muchos juguetes, ¡tienes muchos!” Y ella me dice: “¿si porque?”. Y le dije: “¿No podrías regalarle algunos a los pobres?” Y ella me dice: ¡son míos!” guarda todos los juguetes por miedo, por temor. Después de un tiempo estoy en la cocina y escucho que ella dice “!Este sí, este no…!. Me dio curiosidad y volví a la puerta y vi que había dividido todos sus juguetes y me dijo: “tráeme una bolsa mamá” yo se la lleve y puso algunos juguetes en la bolsa. Y le pregunte: “Pero Chiara estos son los nuevos” y ella me responde “Mamá a los niños pobres no se les puede regalar los juguetes rotos o viejos. Escucha con atención las parábolas del evangelio y se prepara con particular empeño para recibir a Jesús en la Eucaristía. Sorprenderá, en consecuencia, por su comportamiento y atención en leer la palabra de Dios y seguir la misa. Visita a las abuelas de la casa de reposo, creciendo, se ofrecerá para quedarse durante las noches con los abuelos maternos, necesitados de asistencia. Su vida se ve iluminada por simples florecillas.

Una noche Escribe: “Una compañera tiene escarlatina y todos tienen miedo de visitarla. Después de hablar con mis padres he decidido llevarle las tareas para que no se sienta sola, creo que más allá del temor, es importante amar”. La mamá invita a almorzar a una anciana, su conciencia les dice: “¡pongamos el mantel más bonito, porque hoy estará con nosotros Jesús”! Sí tiene una predilección, es por otros jóvenes, por el que necesita ayuda, por el que está en la búsqueda, no hace a un lado al que es antipático. A la edad de 9 años Chiara Luce estando ya en la vida de la parroquia descubre el Movimiento de los Focolares fundado por Chiara Lubich, se adhiere como gen (Generación nueva) a la espiritualidad de la unidad e inmediatamente queda encantada. Sera un encuentro decisivo en su vida.

Comentarios