27 de diciembre de 2018 9:57 am

Vaticano emite primera condena por el delito de lavado de dinero

POR MERCEDES DE LA TORRE | ACI Prensa

Plaza de San Pedro. Foto: Bohumil Petrik / ACI Prensa
Plaza de San Pedro. Foto: Bohumil Petrik / ACI Prensa

Por primera vez en la historia, el Tribunal del Estado de la Ciudad del Vaticano emitió una sentencia de condena por el delito de lavado de dinero.

Según informó la Oficina de Prensa de la Santa Sede el 27 de diciembre “es la primera vez que en la jurisdicción vaticana se aplica el delito previsto por el artículo 421-bis del código penal” reformado en 2013.

Esta sentencia fue emitida el pasado 17 de diciembre contra el empresario italiano, Angelo Proietti, quien fue condenado por dos años y seis meses de cárcel.

Proietti tenía una cuenta bancaria en el Instituto para las Obras de Religión (IOR), más conocido como el “Banco del Vaticano”. La cuenta tenía más de un millón de euros y había sido confiscada por la Autoridad de Información Financiera (AIF) en 2014.

La investigación que llevó a la condena se realizó con la colaboración de la Oficina del Promotor de Justicia, la Gendarmería del Estado de la Ciudad del Vaticano, la Autoridad de Información Financiera (AIF) y el Estado italiano.

Este pronunciamiento del Tribunal es importante “en la óptima del sistema de prevención de lavado de dinero y en contraste a la financiación del terrorismo desarrollado por el estado en los últimos años”, señala la nota vaticana.

El caso de Proietti fue el primer secuestro preventivo de una cuenta en el “Banco del Vaticano”. En el informe del Comité del Consejo de Europa Moneyval del 8 de diciembre de 2017 ya aparecía aunque sin indicar el nombre. El numeral 13 daba cuenta de “una compañía italiana, comprometida en la reestructuración de propiedades inmobiliarias, de un empresario italiano que tenía una cuenta en el IOR”.

Este caso había sido reportado en 2013 por la AIF al promotor de Justicia y a la unidad de información de la Banca de Italia. Esto permitió a las autoridades italianas arrestar al empresario por quiebra fraudulenta y condenarlo a tres años y tres meses de prisión.

Etiquetas: lavado de dinero, Banco Vaticano

Comentarios