La asociación internacional Ayuda a la Iglesia que Sufre (AIS) ha terminado la 150° versión de su Biblia del Niño "Dios habla a sus hijos", traducida al sindi, una lengua indo-aria hablada por unos 20 millones de personas en el sureste de Pakistán y en el noroeste de India.

La primera versión en sindi del texto -para la que se ha utilizado un alfabeto árabe modificado- se imprime actualmente en Pakistán y alcanzará en su fecha de lanzamiento los 10 mil ejemplares.

La jefa de la sección de pastoral de AIS, María Zurowski, indicó que "mientras que las escrituras a menudo son olvidadas en occidente, para innumerables pueblos de los países del Tercer Mundo revisten una importancia extraordinaria, sobre todo, para los niños, soldados y los presos.

"Dios habla a sus hijos" ha sido traducida a algunas de las lenguas menos conocidas del mundo, tales como el tukano de la región amazónica brasileña o el tshiluba, una lengua hablada en la República del Congo. Hasta el momento más de 43 millones de copias del texto han sido distribuidas, y se contempla que en el transcurso de este año se impriman un millón 300 mil ejemplares más.

  • Tags: