17 de marzo de 2013 5:02 pm

Servicios católicos necesitan libertad de consciencia en EEUU, resalta Arzobispo

Redacción ACI Prensa

Cardenal Sean P. O'Malley. Foto: ACI Prensa
Cardenal Sean P. O'Malley. Foto: ACI Prensa

El Arzobispo de Boston, Cardenal Sean O´Malley, hizo un llamado a los miembros del Congreso de Estados Unidos para que apoyen la protección a la libertad religiosa, y pidió aprobar la ley de los derechos de libertad de conciencia en cuidado de la Salud 2013.

En una reciente carta, el Cardenal O´Malley señaló que si se produce “una falla en la protección al derecho de conciencia, podría debilitar el acceso de los estadounidenses a una atención médica de calidad".

El Purpurado escribió que "los agentes que ofrecen o adquieren un seguro de salud, no deberían enfrentar la inaceptable opción que los lleva a decidir entre preservar su integridad moral y religiosa, o participar en el sistema de salud".

El Cardenal O´Malley, quien también preside el Comité próvida de la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos (USCCB, por sus siglas en inglés), explicó que la garantía de la libertad religiosa en el cuidado de la salud "tiene importancia especial para la Iglesia Católica que a diario contribuye al bienestar de la sociedad estadounidense, a través de una red de escuelas, servicios sociales, hospitales y centros de vida asistida".

Además, al ser aprobada la norma protegería a los trabajadores de salud que por convicciones religiosas no obedecerían el mandato del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, que obliga a las empresas a otorgar a sus empleados planes de salud que incluyan esterilizaciones, anticonceptivos y fármacos abortivos.

El Cardenal O'Malley indicó que la objeción de conciencia no es un asunto partidista, y que las "instituciones, que han sido parte del ministerio de la Iglesia desde los primeros días de la república, surgieron de la convicción religiosa", y por lo tanto no son entidades seculares.

“Las protecciones legales que nos permiten cumplir con nuestra obligación de servir a los demás, sin comprometer nuestras convicciones morales o religiosas, son esenciales para la continua vitalidad de estos ministerios", dijo el Arzobispo.

"La solución de este problema beneficiaría nuestro trabajo en conjunto con nuestro país para servir a los más necesitados", concluyó.

Etiquetas: Estados Unidos, Libertad religiosa, Cardenal O'Malley

Comentarios