18 de junio de 2022 - 3:23 PM

Sacerdote explica cómo el surf lo acerca cada vez más a Dios

POR WALTER SÁNCHEZ SILVA | ACI Prensa

Foto referencial. Crédito: Pixabay
Foto referencial. Crédito: Pixabay

En el Día Internacional del Surf que se celebra este sábado 18 de junio, un sacerdote católico australiano, que en 2020 salvó a un surfista del ataque de un tiburón, comparte cómo este deporte lo acerca cada vez más a Dios.

El P. Liam Ryan, sacerdote australiano de 35 años que sirve como capellán del Hospital Público St. John of God en Midland, en la Arquidiócesis de Perth, rescató el 31 de julio de 2020, junto con su amigo Jess Woolhouse y Alex Oliver, al surfista Phil Mummert, de 28 años, del ataque de un tiburón blanco en Bunker Bay.

Su valerosa acción les valió recibir el Australian Bravery Award (Premio a la Valentía Australiana).

En declaraciones a ACI Prensa este 18 de junio, el P. Ryan contó que sigue “surfeando luego del ataque, porque esto me encanta, me relaja y es una buena forma de ejercitarme mental, física y espiritualmente”.

“Lo que más me gusta del surf es la alegría que me da. Es una forma increíble de experimentar la naturaleza”, resaltó.

El surf y Dios

“Hay muchas cosas en surfear que depende de las olas o de su ausencia. Surfear significa ser capaz de adaptarse a las condiciones en las que estás, a veces calmadas, a veces alocadas”.

El capellán dijo también que “surfear para mí siempre ha sido una experiencia divina. Cuando era joven recuerdo siempre rezar antes de surfear para que Dios me mantuviera seguro. La vida y la muerte no están en nuestras manos sino en las de Dios. Lo mismo es con el surf”.

“Creo que eso me ayuda a ser agradecido con Dios por el don de la naturaleza, el don de la vida”, destacó y agregó que las “muchas maravillas del océano” hacen que naturalmente “piense en Dios y le doy gracias”.

El P. Liam Ryan comenzó a surfear a los 12 años, junto con su hermano mayor, con una tabla que le regalaron.

“Aprender a surfear no es siempre fácil. Muchas veces las olas te botan y termina tragando agua, pero la perseverancia da frutos y si amas algo se convierte en algo fácil. Veo muchos paralelos con la vida espiritual”, contó el sacerdote a ACI Prensa.

Deporte y compromiso

El P. Ryan recordó también que los sacerdotes son personas comunes y corrientes como cualquier otra.

Los sacerdotes somos gente normal. Cuando veo otros surfistas en el agua hablamos con frecuencia, y cuando me preguntan a qué me dedico y les digo que soy sacerdote católico, las reacciones son por lo general de sorpresa”, relató.

Esto, continuó, “me conecta con mucha gente. Somos cuerpo y espíritu. Participar en un deporte que compromete tu cuerpo y espíritu es muy importante, creo. Ya sea fútbol, tenis o lo que sea, es una forma de crecer personalmente y comprometerse con otros”.

Para concluir, el sacerdote australiano y surfista dijo a ACI Prensa que “los deportes son un don de Dios. Creo que nos ayudan a entendernos, entender a otro, a entender a Dios y la naturaleza de una manera hermosa”.

Etiquetas: sacerdote, Deporte, Australia, surf, sacerdote católico, mar, Día Internacional del Surf, surfing, Liam Ryan

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios