4 de septiembre de 2017 10:08 pm

Que nadie se sienta extraño a los ojos de Dios: Renuevan compromiso por migrantes en Chile

POR GISELLE VARGAS | ACI Prensa

Día del Migrante y Refugiado en Arquidiócesis de Santiago / Foto: Cmunicaciones Arzobispado de Santiago
Día del Migrante y Refugiado en Arquidiócesis de Santiago / Foto: Cmunicaciones Arzobispado de Santiago

El primer domingo de septiembre, como ya es tradición, la Iglesia en Chile celebró el Día del Migrante y el Refugiado, con una Misa dominical caracterizada por el color y la multicultural de las diversas comunidades de inmigrantes.

Inmigrantes de Haití, Colombia, Venezuela, Perú, Argentina, Bolivia, entre otros, participaron de la Eucaristía  y luego realizaron muestras gastronómicas, folclóricas y otras instancias de reflexión en torno al fenómeno migratorio que representan casi un tres por ciento de la población total en Chile: 477 mil ingresos al país.

"Todos somos migrantes hasta la casa definitiva del Padre", dijo a los fieles el Arzobispo de Santiago, Cardenal Ricardo Ezzati, quien presidió la Misa en la Parroquia Nuestra Señora de Pompeya.

Además de destacar las distintas obras que realiza la Iglesia con los extranjeros, como por ejemplo: enseñanza del español, hogares de acogida, búsqueda de empleos, entre otros;  llamó a denunciar los actos de injusticia que se cometen a diario.

"Queremos que nuestros hermanos haitianos aprendan español para que no sean engañados en la legislación, en sus contratos laborales o en sus modos de vivir. La Iglesia quiere ser un espacio, no solo de acogida, sino que también de integración”, manifestó el Cardenal.

“Creo que es el momento de denunciar aquello que no es conforme con la dignidad y a la protección legal que necesita todo migrante. Nos duele ver que hay deficiencia en esto", agregó.

En el norte de Chile, el Obispo de Calama, Mons. Óscar Blanco, reflexionó en torno al lema “Chile, por una infancia inclusiva, segura y feliz” que animó a los fieles a aportar en la colecta anual del Instituto Católico Chileno de Migración (INCAMI),  para continuar la importante ayuda que hace el organismo episcopal a lo largo de Chile.

El Obispo de Calama dijo que “la Iglesia anima a reconocer el Plan de Dios incluso en este fenómeno (la migración), con la certeza que nadie es extranjero en la comunidad cristiana. Este mensaje como creyentes como cristianos que celebramos la vida en el Señor, nos debe ilusionar y comprometer siempre como sociedad, como comunidad”.

Por su parte, el Director de Pastoral de Movilidad Humana del Obispado de Valparaíso, P. Pedro Nahuelcura, manifestó que la región portuaria tiene “un espíritu de migrantes. Hoy nos enfrentamos a una nueva migración, la de nuestros hermanos latinoamericanos, pero también llegan europeos”.

“Hay cientos y tantos millones de niños migrantes desplazados. Tenemos que ser capaces de acoger al que llega a la orilla de nuestro corazón. El Papa pide que la Iglesia juegue un rol protagónico en la defensa de los derechos de la infancia”.

“Los niños no tienen color ni raza porque no tienen nuestros prejuicios, porque los niños no tienen fronteras”, agregó e invitó a hacer un compromiso “por la defensa y la promoción de la infancia” para que “nadie se sienta extraño a los ojos de Dios”.

 También te puede interesar:

Etiquetas: Chile, Inmigración, migraciones, acogida, encuentro con inmigrantes

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y dirección de email para recibir el boletín diario de noticias de ACI Prensa.

Comentarios