22 de agosto de 2014 - 5:25 PM

Perú: Gobierno condena asesinato de James Foley y persecución religiosa en Irak y Siria

Redacción ACI Prensa/EWTN Noticias

James Foley. Foto: Nicole Tung / freejamesfoley.org
James Foley. Foto: Nicole Tung / freejamesfoley.org

El Gobierno de Perú expresó hoy su condena al asesinato del periodista James Foley a manos del Estado Islámico, al tiempo que expresó su rechazo por la persecución religiosa que este grupo extremista realiza en Irak y Siria.

En un comunicado realizado a través del Ministerio de Relaciones Exteriores, el gobierno de Perú señaló que “condena de la manera más enérgica el execreable crimen perpetrado contra el periodista estadounidense James Foley”.

“Al mismo tiempo expresa su solidaridad y condolencias a su familia y colegas”.

El gobierno peruano manifestó además “su más categórico rechazo a todo acto terrorista y de agresión contra las minorías religiosas y étnicas de Irak y Siria, así como toda violación al derecho a la vida y a la integridad de las personas”.

“Este acto de barbarie que demuestra los límites irracionales del fanatismo político-religioso, constituye un desafío intolerable a la convivencia civilizada y merece la respuesta más rotunda de rechazo de la Comunidad internacional”, concluyó.

La Cámara de Diputados de Chile hizo lo propio ayer, solicitando a la presidenta Michelle Bachelet que condene la persecución contra los cristianos realizada por el Estado Islámico en Irak, y la alentó a recurrir a la ONU para una “pronta solución”.

Etiquetas: Siria, cristianos perseguidos, Perú, Irak, conflicto en Siria, Estado Islámico de Irak y Siria ISIS, Persecución de cristianos en Irak, James Foley

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios