17 de enero de 2022 - 9:22 PM

Obispo pide a grupos armados poner fin al “creciente torbellino de asesinatos”

POR WALTER SÁNCHEZ SILVA | ACI Prensa

Foto referencial. Crédito: Pixabay
Foto referencial. Crédito: Pixabay

Mons. Jaime Cristóbal Abril González, Obispo de Arauca (Colombia), pidió a los grupos armados, como el Ejército de Liberación Nacional (ELN) y a las disidencias de las FARC, que paren el “torbellino de asesinatos” en la región fronteriza con Venezuela.

El Prelado hizo esta exhortación en su comunicado “El amor y la verdad se encuentran, la justicia y la paz se abrazan”, del domingo 16 de enero, ante el agravamiento de la crisis que se vive actualmente en el departamento de Arauca, zona petrolífera y agropecuaria.

En esta región, limítrofe con Venezuela, se enfrentan grupos armados en disputa por las rutas del narcotráfico, pistas de aterrizaje y enclaves de minería ilegal; explicó a CNN en Español el ministro de Defensa de Colombia, Diego Molano.

Molano dijo que “los cabecillas de estas organizaciones, que antes estaban en Colombia, hoy permanecen en Venezuela con la protección del régimen de (Nicolás) Maduro”.

En su comunicado, el Obispo de Arauca pidió a los grupos armados que “pasen de la recriminación mutua, que busca colocar en el otro al único responsable de los hechos a generar el pretexto para las acciones de respuesta, a una reflexión propia, al análisis sereno de los acontecimientos, al afrontar la verdad y clarificar los hechos, a parar, el creciente torbellino de asesinatos, actos violentos y amenazas”.

El Prelado los alentó también “a colocar en primer lugar el bien de esa población civil que tanto dicen representar y defender, especialmente de los más débiles de nuestra sociedad y a darse la oportunidad del encuentro para el diálogo directo que pueda abrir caminos reales y concretos de superación de la actual situación”.

Mons. Abril dijo que “ya hace 15 días que constatábamos con preocupación la reactivación directa de la confrontación armada entre los grupos insurgentes presentes en la región, y que lamentablemente ha ido dejando una estela de víctimas y sufrimiento, particularmente en la población civil”.

Todo esto ha llevado a “un agravamiento de la crisis humanitaria y social, con hechos muy tristes y dolorosos como: asesinatos selectivos (sobre todo de jóvenes), desplazamiento forzado de familias completas y personas particulares (especialmente de las zonas rurales), amenazas a líderes y lideresas, atentados con explosivos, quema de vehículos y de objetos personales, limitación de la movilidad, entre otros, que han ido generando un creciente ambiente de miedo y zozobra”.

“Todos sabemos que la paz exige de los hombres un coraje moral diverso. La guerra sigue lo que hay de más bajo en nuestro corazón, la paz nos impulsa a ser más grandes que nosotros mismos”, resaltó el Obispo de Arauca.

El Prelado expresó su solidaridad con todos los afectados y señaló que “la vida es sagrada, recordando que es un don precioso recibido de Dios y que nadie le está permitido arrebatar a otro”.

Tras pedir a las autoridades civiles que protejan a la población, así como la ayuda de la comunidad internacional, el Prelado alentó a “no desfallecer en la oración, suplicando especialmente por el don de la paz”.

A comienzos de este 2022, más de 20 personas fueron asesinadas en enfrentamientos en diferentes zonas rurales de Arauca.

El recrudecimiento de la violencia hizo que tropas del Ejército de Colombia estén desde la madrugada de este lunes 17 de enero en el corregimiento de La Esmeralda, en el municipio de Arauquita. Ayer domingo circularon imágenes en redes sociales de supuestos integrantes del ELN caminando por las calles de ese lugar.

La “Fuerza Pública no se detendrá en la misión de proteger y defender la democracia. Unidos, sin tregua, sin descanso, sin dar un paso atrás, con hechos”, señaló el Ejército Nacional en su cuenta de Twitter.

El viernes 14 de enero, el ministro Molano dijo en Barranquilla que la frontera con Venezuela está militarizada para combatir el narcotráfico.

Según indica Infobae, el ministro dijo que “nuestra fuerza pública tiene desplegados desde hace varios meses unidades en Arauca, Catatumbo, La Guajira, Norte de Santander y especialmente un ejercicio con el comando especial contra el narcotráfico para proteger a los colombianos en la frontera”.

El ministro reveló que, con información de inteligencia, las fuerzas bolivarianas de Venezuela contarían con la ayuda de Rusia.

Etiquetas: Colombia, Venezuela, FARC, Asesinatos, violencia, Rusia, Obispos de Colombia, Nicolás Maduro, ELN, Arauca

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios