12 de marzo de 2018 4:25 pm

Mataron a su hijo sacerdote y la madre perdonó al asesino

Redacción ACI Prensa

Foto referencial: Pixabay dominio público
Foto referencial: Pixabay dominio público

La anciana madre de un sacerdote de 52 años que fue asesinado por su exsacristán, a quien despidió porque solía trabajar ebrio, perdonó al homicida de su hijo.

Manoramaonline.com informó que el domingo 4 de marzo, la señora Thressia y otros parientes del P. Xavier Thelakkat, asesinado el día 2 en la India, visitaron la casa del exsacristán Johny Vattaparampil, quien dijo a las autoridades que no tenía la intención de asesinar al sacerdote cuando lo acuchilló en la pierna mientras hacían una peregrinación.

El sacerdote no llegó a tiempo al hospital local, ya que la carretera más cercana estaba a unos tres kilómetros de donde se realizaba la peregrinación, y murió desangrado.

El P. John Theckanath, párroco de la iglesia de Malayattoor donde servía el P. Thelakkat, organizó el encuentro entre las dos familias. Thressia estaba acompañada por su hija, por Sebastián, hermano del sacerdote; Pappachan, sobrino del difunto; y los primos Vinoj y Biju.

Según informó AsiaNews, Thressia dijo a los medios presentes en el encuentro: “Lo perdono”. Según News Vision, canal televisivo local, “la familia de Vattaparampil había sido aislada y vivía en la miseria y en la desolación. La visita los ha reconfortado mucho”.

Annie, esposa del asesino y madre de dos hijas, se puso a llorar y no pudo hablar. Solo atinó a unir sus manos y pedir perdón. La madre del sacerdote la abrazó y le dijo: “Olvidemos y perdonemos; y confiemos todo a las manos de Dios”.

Annie abraza a la madre del sacerdote asesinado. Foto: Manoramaonline

El P. Thelakkat pertenecía a la Arquidiócesis de Ernakulam-Angamaly, de rito siro-malabar y era el rector del santuario de Santo Tomás en Malatatoor.

Allí, informa Asia News, el sacristán trabajó durante 37 años, hasta que fue despedido hace unos tres meses por su constante estado de ebriedad cada vez que iba a trabajar.

El asesino, que intentó suicidarse, está bajo custodia de la policía. Saji Markose, jefe de la comisaría de Kalady, dijo que el hombre “admitió su responsabilidad en el hecho como venganza por haber sido despedido por el abuso del alcohol”.

También te puede interesar:

Etiquetas: India, Perdón, Madre, asesinato sacerdote

Comentarios