23 de noviembre de 2018 - 7:18 PM

Lefebvristas confirman que no hay avance en diálogo con la Santa Sede

Redacción ACI Prensa

Lefebvristas confirman que no hay avance en diálogo con la Santa Sede

El jueves 22 de noviembre, el P. Davide Pagliarani, superior general de la Fraternidad Sacerdotal San Pío X (FSSPX), se encontró en Roma con el Cardenal Luis Ladaria Ferrer, Prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe.

Pagliarani, de 47 años, sucedió en julio en el cargo de superior general al obispo Bernard Fellay, quien estuvo a la cabeza de la FSSPX durante 12 años.

Según informan los lefebvristas, este fue el primer encuentro del Cardenal Ladaria y Pagliarani.

En la reunión también estuvo el P. Emmanuel du Chalard, de la FSSPX; y Mons. Guido Pozzo, Secretario de la Pontificia Comisión Ecclesia Dei, creada en 1988 por San Juan Pablo II para el diálogo con los lefebvristas.

En el comunicado publicado este viernes 23 se explica que en el encuentro se “recordó que el problema de fondo es ciertamente doctrinal y, ni la Fraternidad ni Roma lo pueden eludir. Es a causa de esta divergencia doctrinal irreductible que toda tentativa de elaborar un borrador de una declaración doctrinal aceptable para las dos partes no ha tenido éxito desde hace siete años. Por ello el asunto doctrinal sigue siendo totalmente primordial”.

“La Santa Sede no dice algo distinto cuando afirma solemnemente que el establecimiento de un estatuto jurídico para la Fraternidad no se podrá hacer sino hasta que se firme un documento de carácter doctrinal”, prosigue el texto.

La FSSPX fue fundada por el arzobispo Marcel Lefebvre en 1970 para formar sacerdotes en respuesta a lo que describió como errores infiltrados en la Iglesia después del Concilio Vaticano II. Sus miembros son conocidos como lefebvristas.

Sus relaciones con la Santa Sede se volvieron tensas en 1988 cuando el arzobispo Lefebvre y el obispo Antonio de Castro Mayer consagraron cuatro obispos sin el permiso de San Juan Pablo II.

La consagración ilícita dio lugar a la excomunión de estos obispos, una medida que fue levantada en 2009 por el Papa Benedicto XVI.

Sin embargo, Benedicto XVI precisó que “las preguntas doctrinales obviamente permanecen y hasta que se aclaren, la Sociedad no tiene un estatus canónico en la Iglesia y sus ministros no pueden ejercer legítimamente ningún ministerio”.

Los mayores obstáculos para la reconciliación de la FSSPX han sido el reconocimiento del Concilio Vaticano II, en especial los pronunciamientos sobre la libertad religiosa en la declaración Dignitatis humanae, así como la declaración Nostra aetate, que los lefebvristas consideran contraria a la enseñanza católica anterior.

En los últimos años hubo indicios de un camino hacia la regularización de la sociedad sacerdotal, que tiene unos 590 miembros.

En marzo de 2017 el Papa Francisco dio a los obispos la autorización para otorgar a los sacerdotes de la FSSPX la capacidad de celebrar lícita y válidamente los matrimonios de los fieles que siguen la actividad pastoral de los lefebvristas.

Dos años antes, en septiembre de 2015, el Papa también dispuso que los fieles reciban válida y lícitamente la absolución de los pecados de los sacerdotes de la FSSPX durante el Año Jubilar de la Misericordia.

Esta potestad luego fue extendida indefinidamente por Francisco en su carta apostólica Misericordia et misera, publicada el 20 de noviembre de 2016.

Etiquetas: Vaticano, Lefebvristas, Diálogo, Fraternidad San Pío X, Ecclesia Dei

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios