17 de febrero de 2020 1:24 pm

La eutanasia es “en realidad aniquilar al sujeto que sufre”

Redacción ACI Prensa

Mons. Luis Arguello, secretario general y portavoz de la Conferencia Episcopal Española (CEE). Crédito: CEE.
Mons. Luis Arguello, secretario general y portavoz de la Conferencia Episcopal Española (CEE). Crédito: CEE.

Mons. Luis Argüello, Obispo Auxiliar de Valladolid (España) y portavoz y secretario general de la Conferencia Episcopal Española (CEE) concedió una entrevista al diario El Mundo donde aseguró que la eutanasia es “en realidad aniquilar al sujeto que sufre”, que la presión a la escuela concertada es “de manera indirecta” un ataque a la Iglesia y que el pin parental no es algo que tranquilice a los obispos. 

En relación con el nuevo Gobierno de España formado por el PSOE y Podemos, Mons. Argüello aseguró que desean “una colaboración leal en la que digamos que queremos un pacto educativo o denunciemos prácticas españolas y de la UE que dificultan la acogida de personas que huyen de sus países. La colaboración leal es también una colaboración crítica”.

Además explicó que “el punto de debilidad del nuevo gobierno también podría ser su gran oportunidad: favorecer de verdad un diálogo para el bien común”, y animó a que sea “un ejercicio de razón y no una expresión de la cultura del enfrentamiento”.

En relación con la posible legalización de la eutanasia, que comenzó a tramitarse en el Congreso de los Diputados hace tan sólo una semana a propuesta del PSOE, el portavoz de la CEE aseguró que se debe “poner una línea roja ante la muerte como salida, solución a los problemas o alivio al sufrimiento, que en realidad es aniquilar al sujeto que sufre”.

Educación

En la entrevista, Mons. Argüello también abordó la asignatura de Religión, que el Gobierno socialista ha intentado eliminar o rebajar su categoría, por lo que sería una asignatura voluntaria, sin ninguna opción alternativa y no contaría para la media académica.

El Obispo Auxiliar de Valladolid dijo que “para que una asignatura tenga dignidad ha de ser como las demás. Es decir, evaluable” e insistió en que “en una época amenazada por corrientes antihumanas, el que un elemento humanizador como el cultivo de la dimensión espiritual y religiosa esté en currículo, es de más actualidad que nunca”, y que si esta asignatura desapareciera los Obispos de España pedirían al Estado Español que “cumpla los acuerdos” Iglesia-Estado de 1979.

Asimismo, señaló que se usa el concepto de “demanda social” para exponer los motivos de la ley de eutanasia, pero que no se la quiere tener en cuenta cuando se aborda la existencia de la escuela concertada.

Indicó que la ofensiva del Gobierno socialista hacia este tipo de escuela, que es privada pero que recibe subvenciones públicas, es un ataque a la Iglesia de manera indirecta “en la medida que la mayoría de la escuela concertada es de iniciativa eclesial”.

Mons. Argüello también habló sobre el pin parental propuesto por Vox, que requiere que se informe previamente a través de una autorización expresa sobre cualquier materia, charla, taller o actividad que afecte a cuestiones morales socialmente controvertidas o sobre la sexualidad, que puedan resultar intrusivos para la conciencia y la intimidad de los hijos.

Mons. Argüello precisó que el pin parental “no nos tranquiliza mucho”, ya que “si hay motivos para que algunos padres saquen a sus hijos, no me alegro porque cinco se puedan ir, me preocupan los 20 que se quedan”.

Además aseguró que han comunicado al Ministerio que “hay que acordar propuestas que tengan que ver con los derechos humanos de primera y segunda generación. Y poner en la sombra los derechos humanos de tercera y cuarta generación, que son cómo dar carta de naturaleza a las diversidades y propuestas antropológicas en las que no hay acuerdo. Implantar criterios de igualdad, de educación afectivo-sexual, de perspectiva de género…”

Recordó que aunque la mayoría de los colegios de la Iglesia son de integración, también gestiona los de educación diferenciada.

Sobre la educación diferenciada, Mons. Argüello aseguró que en países escandinavos y algunos estados de Norteamérica “están recomendando que en determinados tramos de edad pudiera ser recomendable la diferenciación. No nos lo planteamos por fe, sino por los expertos. No hace falta tener un prejuicio negativo sino dejar que los pedagogos dialoguen. La educación diferenciada puede ser territorio de la libertad de los centros y los padres“.

E insistió en que “hoy en lo que tiene que ver con la antropología, falta libertad para plantear asuntos sin que a uno le acusen de algún tipo de fobia”.

Etiquetas: Eutanasia, Educación Católica, PSOE, Gobierno, Podemos, ataque a escuela católica, pin parental

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y dirección de email para recibir el boletín diario de noticias de ACI Prensa.

Comentarios