15 de junio de 2021 - 9:16 PM

Fieles que van a Misa consideran que políticos opuestos a doctrina católica crean confusión

Redacción ACI Prensa

Foto referencial. Crédito: Mateus Campos Felipe / Unsplash
Foto referencial. Crédito: Mateus Campos Felipe / Unsplash

Una reciente encuesta reveló que el 83% de los católicos que regularmente van a Misa considera que los políticos que tienen una postura contraria a la doctrina de la Iglesia generan confusión entre los fieles.

La encuesta, realizada por CRC Research para el grupo CatholicVote (VotoCatólico) reveló que el 83% de los católicos que regularmente va a Misa consideran que los funcionarios públicos que sostienen posturas contrarias a la enseñanza de la Iglesia “crean confusión y desunión”. Alrededor del 74% precisó que estos funcionarios no deberían pedir la Comunión.

La encuesta se realizó del 1 al 8 de junio de 2021 con un total de 600 entrevistados. De estos, el 49% dijo haber apoyado a Donald Trump en las elecciones de 2020, mientras que el 51% indicó haber votado por el actual presidente Joe Biden.

Brian Burch, presidente de CatholicVote, dijo en una declaración este martes que “la preocupación de los católicos por el irrespeto de la enseñanza social católica por parte de líderes públicos va más allá de la política, porque se trata de la integridad de la fe, junto con la reverencia y el respeto debidos a la Santa Eucaristía”.

“La información obtenida de esta encuesta debe alentar la confianza de los obispos católicos mientras se preparan para debatir cómo recuperar el entendimiento sobre la belleza y la riqueza del sacramento entre los católicos. Los datos son claros: los obispos tienen la obligación de actuar”, aseguró Burch.

Este 16 de junio los obispos de Estados Unidos se reunirán virtualmente en su tercera asamblea general de primavera. Se espera que el jueves debatan y voten a favor o no de la redacción de un documento sobre la Eucaristía y la dignidad de los políticos católicos proaborto para recibirla.

En este momento ya existe un borrador, en el que hay diversos temas como la presencia real de Cristo, el domingo como día del Señor, la Misa como sacrificio, la importancia de las obras de misericordia y la “consistencia” o coherencia eucarística para recibir la Comunión.

En la encuesta de CRC Research el 72% respondió que los obispos “deben debatir” la admisión a la Comunión de “funcionarios públicos que promueven graves males morales”.

Asimismo, el 88% cree que “es importante que los obispos católicos enseñen y guíen a otros en temas de fe”, mientras que el 82% afirma que “los funcionarios públicos que se identifican como católicos pero que públicamente apoyan políticas hostiles a la Iglesia son hipócritas”.

Biden es el segundo presidente católico de Estados Unidos. Con frecuencia habla de la importancia de su fe pero promueve una política abortista en la que los contribuyentes financian el aborto. También ha apoyado la no inclusión de la Enmienda Hyde, que prohíbe el financiamiento del aborto en los planes del seguro Medicaid.

Sobre el tema de la admisión al sacramento de la Eucaristía de políticos católicos proaborto, se han pronunciado individualmente varios obispos en los últimos meses.

En mayo, el Obispo de Springfield, en Illinois, Mons. Thomas Paprocki, dijo que el tema “ha suscitado una urgencia particular con la elección del presidente Biden, un católico que promueve los males del aborto, el matrimonio del mismo sexo y el transgenerismo”.

El Prelado dijo que según los cánones 915 y 916 del Código de Derecho Canónico, la ley de la Iglesia, “una persona que es consciente de un pecado grave no debe celebrar Misa ni recibir el Cuerpo del Señor. Quienes obstinadamente persisten en el pecado grave no deben ser admitidos a la Santa Comunión”.

El 14 de abril, en una columna sobre la coherencia eucarística, Mons. Samuel Aquila, Arzobispo de Denver, escribió que “la Eucaristía es un don, no un derecho, y la santidad de tal don solo se ve disminuida por su recepción indigna”.

“Debido al escándalo público generado, esto es especialmente cierto en el caso de funcionarios públicos que persistentemente gobiernan en violación a la ley natural, particularmente los preeminentes temas del aborto y la eutanasia, la eliminación de vida inocente, así como otras acciones que no defienden la enseñanza de la Iglesia respecto a la dignidad de la vida”, aseguró.

El Obispo de San Diego, Mons. Robert McElroy, recientemente escribió un ensayo en la revista jesuita America en la que indicó que rechazar a los políticos abortistas de la Santa Comunión politiza la Eucaristía, mientras que el Cardenal Blase Cupich, Arzobispo de Chicago, discrepó con la columna sobre coherencia eucarística del Arzobispo de Denver.

En una carta pastoral el 1 de mayo, el Arzobispo de San Francisco, Mons. Salvatore Cordileone, resaltó que cualquier católico que coopere formalmente con el aborto debe abstenerse de recibir la Eucaristía.

Traducido y adaptado por Walter Sánchez Silva. Publicado originalmente en CNA

Etiquetas: Aborto, Estados Unidos, Eucaristía, Política y Católicos, Sacramentos, Defensa de la vida, Obispos de EEUU

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios