19 de julio de 2019 10:17 am

Estrenan documental de Mons. Enrique Alvear, el “Obispo de los Pobres”

Redacción ACI Prensa

El 17 de julio en Santiago de Chile se estrenó el documental “Enrique Alvear, el Obispo de los Pobres”, que destaca la vida y pensamiento de Mons. Enrique Alvear Urrutia, un importante obispo chileno en proceso de beatificación.

Alegría, humildad, entrega y valentía son algunas de las características que destacaron en forma unánime los entrevistados de quien fue Obispo Auxiliar de Talca (1963-1965), Obispo de San Felipe (1965-1974) y luego Obispo Auxiliar de Santiago (1974-1982).

El documental de una hora de duración describe brevemente la vida de Mons. Alvear antes de dar su sí al Señor, algunas anécdotas que dan cuenta de su personalidad, su notable labor hacia los más necesitados, su defensa de las personas a quienes se les violaron los derechos humanos durante la dictadura militar, y los últimos meses antes de fallecer de cáncer.

Mons. Alvear adoptó como lema episcopal “El Señor me envió a evangelizar a los pobres”, frase que cimentó toda su obra evangelizadora y que da cuenta el documental a través de fotografías, audios y videos inéditos.

El estreno del documental se realizó ante más de 200 personas en la Cineteca del Centro Cultural La Moneda.

Luego de la presentación de “Enrique Alvear, el Obispo de los Pobres” se realizó un conversatorio con los realizadores del documental, Pablo Mackenna y Leony Marcazzolo; el P. Fernando Tapia, postulador de la causa de Mons. Alvear; entre otros testigos de la vida del obispo. 

En conversación con ACI Prensa, uno de los sobrinos del Obispo, Óscar Alvear, se manifestó emocionado y alegre tras el estreno.

“Fue una persona que se fue haciendo sacerdote y obispo en el caminar con las personas más sufrientes y postergadas en forma sencilla, sin aspavientos ni grandilocuencia, con espíritu de hondo servicio”, describió Alvear.

“En nuestra familia don Enrique nos ayudó a conocer el rostro de Cristo. En el hoy, él es una persona urgentemente necesaria por el ejemplo y perfil que tuvo, por su condición de ser humano auténtico y servicial”, reflexionó.

En tanto, Mariana Cintolesi, presidenta de la Fundación Don Enrique Alvear, dijo que su figura se recuerda con cariño. "Él fue reflejo del rostro amoroso de Dios, fue un pastor cercano y hay tantas personas que configuran un mismo relato de él”, que sin duda esto es “un signo de esperanza para este tiempo, es un signo súper potente para lo que necesita la Iglesia hoy”, afirmó.

La fundación entregará en los próximos días la forma y fechas de distribución del documental.

Biografía de Mons. Enrique Alvear

Nació en Cauquenes del Maule el 29 de enero de 1916 y fue ordenado sacerdote el 19 de septiembre de 1941.

Fue formador en el Seminario de Santiago, profesor de Teología Espiritual en la Facultad de Teología de la Pontificia Universidad Católica entre los años 1940 y 1950.

Su inquietud misionera y su amor a los pobres lo llevó a iniciar comunidades cristianas en barrios de la periferia de Santiago y en 1961 fue nombrado Vicario General de Santiago, con el especial encargo de pastorear los sectores populares de la Arquidiócesis.

Durante su vida manifestó un amor preferencial por los pobres: los obreros, los campesinos, los pobladores, los cesantes, las víctimas de las violaciones de los derechos humanos, sin descuidar la atención y la visita a las personas, cualesquiera fuera su condición social.

Murió el 29 de abril de 1982 y sus restos fueron sepultados en el Santuario de Lourdes. El 13 de abril de 2008 fueron trasladados a la parroquia San Luis Beltrán, en la comuna de Pudahuel.

El 9 de marzo de 2012 el Cardenal Ricardo Ezzati, en ese entonces Arzobispo de Santiago, abrió su causa de beatificación.

La tumba del “Obispo de los pobres” fue el primer punto de visita del Papa Francisco cuando estuvo en Chile en enero de 2018.

Comentarios