25 de setiembre de 2017 - 1:20 PM

El que gana dinero explotando esclavos es un animal, denuncia Obispo

Redacción ACI Prensa

Imagen referencial / Crédito: Pixabay (Dominio Público)
Imagen referencial / Crédito: Pixabay (Dominio Público)

El que “gana plata explotando esclavos en un taller clandestino es un animal, porque trata a las personas como material descartable”, aseguró el Obispo Auxiliar de Buenos Aires, en Argentina, Mons. José María Baliña.

El Prelado fue el encargado de celebrar la 10ª Misa en solidaridad con todos los excluidos y las víctimas de tráfico y trata de personas, en el Día Internacional contra la Explotación Sexual y la Trata de Personas, el 23 de septiembre.

Esta fecha fue instaurada por la Conferencia Mundial de la Coalición Contra el Tráfico de Personas y conmemora el día de la promulgación en Argentina de la Ley Palacios (1913), la primera norma legal en el mundo destinada a luchar contra la explotación sexual.

Desde 2008, la Iglesia celebra la Misa en esta fecha, en apoyo a los esclavos en los talleres textiles y las esclavas sexuales en los prostíbulos. El entonces Arzobispo de Buenos Aires, Cardenal Jorge Bergoglio -hoy Papa Francisco- presidió las celebraciones desde sus comienzos hasta 2012.

Su sucesor como Arzobispo de Buenos Aires, el Cardenal Mario Aurelio Poli, encabezó las misas sucesivas hasta el año pasado, cuando comenzó a celebrarla Mons. Baliña.

En esta ocasión, bajo el lema “por una sociedad sin esclavos y excluidos”, Mons. Baliña animó a los fieles a “unirnos entre nosotros y pedirle a Dios que nos ayude a cuidarnos, a respetarnos y a que nos hagamos respetar”.

“Hay gente que está tirada, descartada. Todos podemos hacer algo. Vamos a pedirle a Dios que nos perdone, que no nos deje frenados o hundidos en nuestras culpas y que nos ayude a levantarnos para hacer lo que tengamos que hacer", sostuvo el Obispo Auxiliar.

El Prelado señaló que es fácil sumirse en la desesperación al mirar las estadísticas y el alto número de violaciones, prostitución infantil y adolescente, violencia de género y delitos de distinta índole.

Sin embargo, destacó, “al vernos juntos y al tener confianza en ver que Dios es más grande que eso y fue quien nos hizo personas, nos hizo hermanos, varón y mujer, hijos, no va a dejar que nos atropellemos. Queremos cambiar, todos necesitamos cambiar”.

El Obispo alentó a los fieles a no dejar que las personas sean explotadas como esclavos, pues “somos hermanos, somos hijos de Jesús”.

“Vamos a pedir la ayuda de Dios que es todopoderoso”, concluyó Mons. Baliña.

También te puede interesar:

Etiquetas: Argentina, violencia, Iglesia en Argentina, Trata de personas, Trabajo infantil, Violencia contra la mujer, Prostitución Infantil, esclavitud infantil

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y dirección de email para recibir el boletín diario de noticias de ACI Prensa.

Comentarios