El Papa Francisco nombró Obispo Coadjutor de la Diócesis de La Paz en la Baja California Sur (México) al P. Miguel Ángel Espinoza Garza, hoy párroco de la Parroquia y Santuario de Nuestra Señora de Fátima, en la Arquidiócesis de Monterrey.

El Código de Derecho Canónico indica que un coadjutor ayuda al obispo local, al igual que un auxiliar. Sin embargo, tiene el derecho automático de sucesión cuando el diocesano cumple 75 años, edad establecida para el retiro de obispos.

En un comunicado, la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) expresó felicidad y aseguró que rezará por su ministerio.

“Nos unimos en alegría y oración con la Iglesia que peregrina en la Diócesis de La Paz y deseamos a Mons. Miguel Ángel, un fecundo desempeño en su nueva encomienda Episcopal que el Señor le ha confiado”, dice el mensaje.

Mons. Espinoza Garza nació el 26 de abril de 1966 en el estado mexicano de Nuevo León. Asistió al Seminario de Monterrey y lo ordenaron sacerdote el 15 de agosto de 1991.

Durante su ministerio se desempeñó como vicario parroquial, párroco, rector de la residencia de la Universidad Pontificia de México, coordinador de la Pastoral Vocacional de la Arquidiócesis de Monterrey. También ha sido formador en el Seminario Menor de la Diócesis de La Paz de la Baja California Sur.

Más en América

En la actualidad es director de la Comisión Diocesana de Administración de Bienes.