17 de diciembre de 2013 12:03 pm

El Papa: Dejen la comodidad y atrévanse a llevar el Evangelio a todas las periferias

Redacción ACI Prensa

Foto ACI Prensa
Foto ACI Prensa

Con motivo del octavo centenario de la muerte del Fundador de la Orden de los Trinitarios, San Juan de Mata, y el cuatrocientos aniversario de la muerte de san Juan Bautista de la Concepción, reformador de la misma Orden, el Papa Francisco ha enviado una carta al Ministro General, Padre José Narlaly.

De esta forma, el Santo Padre se une a ellos en su acción de gracias a Dios y les hace llegar "este sencillo mensaje de aliento y cercanía espiritual, con el deseo de que les sirva de estímulo y compañía para avanzar con entusiasmo y decisión por el camino espiritual que ellos trazaron para gloria del que es tres veces Santo y bien de los que pasan por pruebas diversas".

El Papa ha recordado la vida ejemplar de los santos que, al recibir la llamada de Dios, lo dejaron todo por los más necesitados. "Todos estamos llamados a experimentar la alegría que brota del encuentro con Jesús, para vencer nuestro egoísmo, para salir de nuestra propia comodidad y atrevernos a llegar a todas las periferias que necesitan la luz del Evangelio".

"Los Trinitarios tienen claro, y de ello debemos aprender todos –continúa el Papa-, que en la Iglesia toda responsabilidad o autoridad debe ser vivida como servicio".

"De ahí que nuestra acción ha de estar despojada de cualquier deseo de lucro o promoción personal y tiene que buscar siempre poner en común todos los talentos recibidos de Dios, para dirigirlos, como buenos administradores, al fin para el que se nos han concedido; esto es, para aliviar a los más desfavorecidos. Ése es el interés de Cristo, y por ello las casas de vuestra Familia tienen la ‘puerta siempre abierta" para la acogida fraterna’.

El Papa anima en su carta a "no dejar de imitar nunca a Cristo y, con la fuerza de su Espíritu, entréguense con humildad a servir al pobre y al cautivo. Hoy hay muchos".

"No busquen, por tanto, para sus obras e iniciativas apostólicas otro fundamento que no sea ‘la raíz de la caridad’ y ‘el interés de Cristo’, que mi predecesor, Inocencio III, consideró como los quicios esenciales de este modo nuevo de vida que aprobaba con su autoridad apostólica".

Etiquetas: Vida consagrada, Sacerdocio, Evangelización, nueva evangelización, Papa Francisco

Comentarios