17 de junio de 2021 - 12:27 PM

Corte Suprema de EE.UU. falla a favor de organización católica en caso de libertad religiosa

Kate Scanlon
Redacción ACI Prensa

Bandera de Estados Unidos. Crédito: Bonnie Kittle (Unsplash)
Bandera de Estados Unidos. Crédito: Bonnie Kittle (Unsplash)

La Corte Suprema de Estados Unidos falló este jueves por unanimidad a favor de Catholic Social Services (CSS) en su demanda contra la ciudad de Filadelfia, al dictaminar que la ciudad violó el libre ejercicio de religión de esta organización.

En 2018, la ciudad dejó de asociarse con la agencia en su programa de cuidado de crianza, ya que CSS indicó que no certificaría a parejas del mismo sexo como padres de crianza por motivos religiosos.

En el fallo mayoritario, el tribunal superior determinó que "la negativa de Filadelfia a contratar a CSS para la prestación de servicios de crianza temporal, a menos que CSS acepte certificar a parejas del mismo sexo como padres de crianza temporal, viola la Cláusula de libre ejercicio de la Primera Enmienda" de la Constitución de Estados Unidos.

“CSS busca solo una adaptación que le permita continuar sirviendo a los niños de Filadelfia de una manera consistente con sus creencias religiosas; no busca imponer esas creencias a nadie más”, escribió el presidente de la Corte Suprema de Estados Unidos, John Roberts, en la opinión mayoritaria.

“La negativa de Filadelfia a contratar a CSS para la provisión de servicios de crianza temporal a menos que esté de acuerdo en certificar a las parejas del mismo sexo como padres adoptivos no puede sobrevivir a un escrutinio estricto y viola la Primera Enmienda”, agregó.

Según Becket, un bufete de abogados de libertad religiosa que representa a las madres adoptivas y a Catholic Social Services en el caso, otras 29 agencias de cuidado adoptivo en Filadelfia trabajan con parejas LGBTQ, y tres de esas agencias están certificadas por la Campaña de Derechos Humanos por su excelente servicio a Familias LGBTQ. La firma también dijo que Catholic Social Services no había rechazado a ninguna pareja del mismo sexo antes de que la ciudad terminara los contratos.

En su cuenta de Twitter, Becket afirmó este jueves que el fallo de la Corte Suprema “es una gran victoria para las heroicas mamás adoptivas y para la libertad religiosa. Garantiza que los grupos religiosos como Catholic Social Services, que sirven a los niños independientemente de su raza, religión, sexo u orientación sexual, puedan continuar con su gran trabajo".

A la opinión mayoritaria de Roberts se unieron los jueces Stephen Breyer, Sonia Sotomayor, Elena Kagan, Brett Kavanaugh y Amy Coney Barrett. El juez Samuel Alito presentó una opinión concurrente, junto con los jueces Clarence Thomas y Neil Gorsuch. Gorsuch también presentó una opinión concurrente, junto con Thomas y Alito, y Barrett también presentó una opinión concurrente, junto con Kavanaugh y Breyer, en parte.

El caso Fulton vs Ciudad de Filadelfia consiste en la decisión de la ciudad más grande de Pensilvania de poner fin a sus contratos de cuidado de crianza con Catholic Social Services porque la agencia religiosa dijo que no certificaría a las parejas del mismo sexo como padres de crianza. La política de CSS era religiosa debido a las enseñanzas de la Iglesia sobre el matrimonio y la familia. La agencia tampoco certifica a las parejas no casadas como padres adoptivos, independientemente de su orientación sexual.

La ciudad argumentó que esta política constituía discriminación de acuerdo con su ordenanza contra la discriminación y que ya no funcionaría con el grupo.

Dos madres adoptivas que trabajaron con la agencia, Sharonell Fulton y Toni Simms-Busch, demandaron a Filadelfia. Argumentaron que al terminar los contratos, la ciudad violó el derecho a la libertad religiosa amparado por la Primera Enmienda.

Un portavoz de la ciudad de Filadelfia no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios de CNA.

En un comunicado, Alphonso David, presidente de Human Rights Campaign, un grupo de defensa LGBTQ, dijo que la decisión "no niega el hecho de que toda familia calificada es válida y digna: los niños merecen un hogar amoroso, afectuoso y comprometido".

“Celebramos a las familias LGBTQ que se dedican a brindar hogares a los miles de niños en el sistema de bienestar infantil”, dijo David.

“Sin embargo, sabemos que hay más trabajo por hacer para garantizar que siempre se dé prioridad al interés superior del niño, incluso a través de la reunificación familiar. Y hay más trabajo por hacer para garantizar que las personas LGBTQ no enfrenten discriminación en ningún lugar del país en todos los aspectos de la vida pública; nuestro próximo paso es aprobar la Ley de Igualdad".

Traducido y adaptado por Eduardo Berdejo. Publicado originalmente en CNA.

Etiquetas: Estados Unidos, Libertad religiosa, adopción gay, Corte Suprema, Adopción

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios