10 de agosto de 2021 - 10:06 PM | ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN 10 de agosto de 2021 11:28 pm

Cardenal Zen: Misa tridentina debería seguir, pese a críticos que buscan que “desaparezca”

Redacción ACI Prensa

Cardenal Joseph Zen / Crédito: Flickr de michael_swan (CC BY-ND 2.0)
Cardenal Joseph Zen / Crédito: Flickr de michael_swan (CC BY-ND 2.0)

El Obispo Emérito de Hong Kong, Cardenal Joseph Zen, dijo el lunes que cree que el motu proprio Traditionis custodes podría no tener un efecto desastroso en la celebración de la Misa tradicional en latín, pese a algunos críticos que buscan su desaparición.

“Creo que el efecto del motu proprio puede no ser tan devastador”, dijo el Cardenal el 9 de agosto durante un evento transmitido en vivo sobre las restricciones del Papa Francisco y “el futuro de la Misa tradicional en latín”.

El Purpurado dijo que le complace que los obispos de Hong Kong, por ejemplo, hayan optado por no hacer ningún cambio con respecto a la celebración de la Misa en latín en su diócesis. Pero agregó que le preocupa que algunas personas esperan que el motu proprio del Papa Francisco no solo actúe para regular esa forma de la Misa, sino que sea “un proceso para que desaparezca”.

“Eso es muy preocupante, porque creo que [la Misa en latín] es algo muy precioso y muy beneficioso para la piedad y el alimento de la fe”, afirmó.

El Cardenal Zen también dijo que sospecha que las ideas detrás de Traditionis custodes pueden no haberse originado en el Papa Francisco, sino en “las personas que lo rodean, especialmente [en] la Secretaría de Estado”.

“Tal vez si alguien tiene más información sobre el origen de toda esta tormenta, puede ahorrarnos demasiada discusión sobre algo que creo que debería ser obvio: que la forma de la liturgia [la Misa en latín] es muy propicia para la piedad e incluso para fortalecer la fe”, dijo el Cardenal.

Traditionis custodes, que entró en vigencia el 16 de julio, subrayó que es “competencia exclusiva” del obispo autorizar las Misas en latín en su diócesis.

El documento introdujo cambios radicales en la carta apostólica Summorum Pontificum de 2007 de Benedicto XVI, que reconocía el derecho de todos los sacerdotes a celebrar la Misa utilizando el Misal Romano de 1962 sin tener que solicitar el permiso de su obispo.

La Misa según el Misal Romano de 1962 se conoce con diferentes nombres: como la forma extraordinaria del Rito Romano, Misa Tridentina o Misa Tradicional Latina.

La Misa que se celebra con más frecuencia en las iglesias católicas de todo el mundo, basada en el Misal Romano promulgado en 1970 por el Papa Pablo VI, también se conoce con varios nombres: la forma ordinaria del Rito Romano, la Misa de Pablo VI o el Novus Ordo.

El Cardenal Zen habló sobre la Misa tradicional en latín durante un panel de discusión transmitido en vivo que también incluyó al Obispo Auxiliar de Astana (Kazajstán), Mons. Athanasius Schneider; y los laicos John Rao, Felipe Alanis, James Bogle y Robert Moynihan. La mesa redonda en línea estuvo a cargo de Aurelio Porfiri, compositor de música y fundador de Altare Dei, una revista católica sobre liturgia y música sacra.

Durante la conversación, el cardenal chino habló sobre su educación y sus primeras experiencias con la Misa en latín.

Señaló que su padre, que era un converso al catolicismo, había querido convertirse en sacerdote, pero los misioneros lo desanimaron por su reciente confirmación.

Según el Cardenal Zen, los misioneros le dijeron a su padre que se casara y luego “enviara a su hijo a ser sacerdote”.

“Así que mi padre se casó y tuvo cinco niñas antes que yo. Fui el sexto de la familia y el primer niño”, dijo el Cardenal, y explicó que su padre lo llevaba a Misa todos los días excepto los domingos, cuando lo llevó a cinco misas en cinco iglesias católicas diferentes.

“Fue maravilloso, de ninguna manera algo tedioso. Muy agradable. Y ese es el origen de mi vocación de sacerdote”, dijo el Purpurado.

La última Misa del día, el domingo, siempre fue una Misa en latín muy concurrida, dijo, y señaló que la música era hermosa y capturó su atención.

Comentó que le encanta la Misa de Réquiem y que puede cantar la secuencia latina Dies Irae “desde la primera palabra hasta la última”.

A instancias de otro miembro del panel, el Cardenal Zen cantó una pequeña parte durante la transmisión en vivo. “Una hermosa oración”, dijo.

“Me gustaría tener esto para mi funeral, así que ahora si no hay nadie capaz de hacer eso lo grabaré” para que suene, agregó.

Traducido y adaptado por Diego López Marina. Publicado originalmente en CNA.

Etiquetas: Motu Proprio, Cardenal Zen, Misa Tridentina, Misa en latín, Misa tradicional, Traditionis Custodes

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios