Ser voluntario para la visita del Papa será “una oportunidad maravillosa de encontrarse con Jesús”, afirmó el Arzobispo de Santiago de Chile, Cardenal Ricardo Ezzati, ante más de mil jóvenes y adultos que prestarán este servicio durante la visita de Francisco del 15 al 18 de enero de 2018.

A nivel nacional, hay casi 18 mil inscritos para colaborar en las actividades del Santo Padre en las ciudades de Temuco, Santiago e Iquique.

La Misa por los voluntarios para la visita del Papa de la Arquidiócesis de Santiago se celebró el 18 de noviembre, a menos de dos meses de la llegada del Santo Padre a tierras chilenas.

Crédito: Comunicaciones Arzobispado de Santiago

En su homilía, el Cardenal Ezzati agradeció el compromiso y los animó a “ser servidores de otros hermanos, para que la palabra de Jesús, a través del Papa, llegue al corazón de mucha gente”.

Más en América

El Arzobispo de Santiago expresó que la visita del Papa será “un regalo inmenso para el país” y especialmente para Santiago, “puesto que la mayor parte de las actividades serán en nuestra ciudad y en nuestra Diócesis".

El Cardenal exhortó a los presentes a hacer “de la experiencia de ser voluntarios, un tiempo propicio para su crecimiento personal y comunitario”.

Crédito: Comunicaciones Arzobispado de Santiago

“De tal manera que nuestra iglesia y en particular la Iglesia de Santiago, pueda contar con todos los voluntarios que renueven el compromiso de ser auténticos misioneros de Jesús y que por medio del mensaje de Jesús, haga de Chile un país que tenga futuro y una fe en Él”, destacó.

Por su parte, Joaquín Peña, embajador de los voluntarios parroquiales, explicó que “hemos estado preparando este proceso con mucho tiempo y siempre revivir la fe, es un gran impulso para seguir profundizando y viviendo este proceso con un gran compromiso".

(El artículo continúa después)

Marianela Iñiguez, voluntaria de la parroquia San Crescente de Providencia, resumió el encuentro como “una bonita instancia de participación y de encuentro con el Señor, con los demás hermanos y además, para servir a que muchos jóvenes puedan tener una linda experiencia con el Papa”.

Finalmente, Felipe González, voluntario de la parroquia María Misionera de Renca, sostuvo que “es un hito sumamente importante y significativo para mí, ya sea por parte del mensaje que el Papa nos pueda traer y por esta renovación que nos invita la iglesia”.

También te puede interesar: