Noticias del 14-11-97

ARZOBISPO EXPLICA MISIÓN BOLIVIANA EN SÍNODO

Obispos bolivianos revelan las principales expectativas de la Iglesia en Bolivia.

LA PAZ, 14 (ACI).- Antes de partir rumbo a Roma para participar en el Sínodo de los Obispos de América, Mons. René Fernández, Arzobispo de Cochabamba, manifestó que en esta reunión los obispos bolivianos compartirán con los miembros del Sínodo las principales preocupaciones de la Iglesia en el país, pero sobretodo aportarán nuevos caminos de evangelización.

Para el Arzobispo los temas centrales de la problemática boliviana son la pobreza, la deuda externa, el narcotráfico y la familia, esta última atacada constantemente por ideologías y medidas que responden a una cultura de la muerte.

También explicó que el narcotráfico es actualmente uno de los temas que más preocupa a la sociedad boliviana y subrayó que es el tema de la familia, uno de los que más enfrenta la Iglesia por la imposición de agresivas campañas controlistas. El Prelado expresó que durante el Sínodo la Iglesia en Bolivia llevará un mensaje de esperanza y explicará especialmente la importancia de la tarea de la Nueva Evangelización rumbo al tercer milenio.

Acompañarán a Monseñor Fernández, el Presidente de la Conferencia Episcopal de Bolivia, Mons. Julio Terrazas, el Arzobispo de La Paz, Mons. Edmundo Abastoflor, el Obispo Auxiliar de Sucre, Mons. Walter Pérez, y el representante de los arzobispos del Oriente Boliviano, Mons. Manuel Eguingungen.

[Página anterior] [Página Principal]

NUEVO PRESIDENTE DEL EPISCOPADO NICARAGÜENSE

Mons. Bosco Vivas sucederá en el cargo al Cardenal Miguel Obando Bravo.

MANAGUA, 14 (ACI).- Los obispos nicaragüenses, reunidos recientemente en Asamblea Plenaria, eligieron a Mons. Bosco Vivas Robelo, Obispo de León, como nuevo Presidente de la Conferencia Episcopal de este país, sucediendo en el cargo al Cardenal Miguel Obando Bravo, Arzobispo de Managua.

Monseñor Vivas nació en 1941 en la ciudad de Masaya. Fue ordenado sacerdote en 1970 y consagrado Obispo Auxiliar de Managua en 1981.

Las elecciones se realizaron en el recinto de retiro Tepeyac de la ciudad de Granada, 45 kilómetros al sureste de esta capital. Los obispos reunidos nombraron como vicepresidente de la CEN a Mons. Leovigildo López Fitoria, Obispo de Granada, y como delegado del episcopado nicaragüense ante la Conferencia Episcopal Latinoamericana (CELAM) al Cardenal Obando Bravo.

El Consejo Permanente lo conformarán Mons. Leopoldo Brenes Solórzano, Obispo de Matagalpa, Secretario general y Mons. Bernardo Hombach, Obispo de Juigalpa, en el cargo de Tesorero.

[Página anterior] [Página Principal]

CADA VIERNES ABSTINENCIA POR LA VIDA

Episcopado Estadounidense propone medio de reflexión para feligreses.

WASHINGTON, 14 (ACI).- Una de las conclusiones de la Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Estadounidense, que congregó a los cerca de 300 obispos del país del 10 al 13 de noviembre, fue la reinstauración de la abstinencia como un medio de reflexión para los feligreses ante los diversos atentados contra la vida.

Los obispos norteamericanos plantearon volver a instituir las normas que se refieren a la abstinencia y el ayuno para todos los viernes del año, como prácticas penitenciales a favor de la vida humana, amenazada gravemente a causa del aborto y de la eutanasia.

El promotor de la campaña es el Cardenal Bernard Law, Arzobispo de Boston y Presidente de la Comisión Episcopal para la Vida, quien además propuso prorrogar durante un tiempo indefinido la colecta nacional a favor de la Iglesia católica en Europa Central y Oriental.

Otra de las conclusiones de la Asamblea Plenaria de los obispos estadounidenses fue reforzar el compromiso y la presencia en los medios de comunicación, a la que ahora se destinará el doble de los fondos con los que se financiaba.

También se reforzará la colaboración entre las diferentes diócesis y la Conferencia Episcopal en este sector para garantizar una presencia y eficacia mayor.

[Página anterior] [Página Principal]


35 MEXICANOS CAMINO A LOS ALTARES

Arzobispado anuncia próximas beatificaciones y canonizaciones.

MÉXICO D.F., 14 (ACI).- La Arquidiócesis de México anunció que el proceso de beatificación de 35 mexicanos ya fue concluido en la Congregación para la Causa de los Santos en el Vaticano.

De acuerdo a fuentes del Arzobispado, todos los futuros beatos concluyeron con éxito el proceso en el que se reconoció sus virtudes heroicas y sólo requieren la final aprobación.

En muchos casos, esta aprobación depende de la confirmación de un milagro, pero cuando se trata de los mártires -en su mayoría víctimas de la Guerra Cristera durante las décadas del 20 y 30 - el milagro no es necesario.

Según las mismas fuentes, la Iglesia en México está lista para introducir más de veinte nuevas causas de beatificación, pero se prefirió no dar detalles sobre la identidades de los posibles nuevos venerables.

Actualmente, mientras Perú es el país con más santos en América Latina -cinco en total-, México es el que presenta la lista más larga de beatos y al mismo tiempo el que tiene más causas pendientes en el Vaticano.

[Página anterior] [Página Principal]



 

 

  NOTICIAS DE LA SANTA SEDE


Instrucción interdicasterial sobre papel de laicos y sacerdocio.

VATICANO, 14 (ACI).- La Santa Sede emitió el Documento titulado "Instrucción sobre cuestiones concernientes a la colaboración del laicado en el ministerio de los sacerdotes", en el que se definen las funciones de los sacerdotes y los laicos, especialmente en la vida parroquial.

El documento, de 37 páginas, pretende evitar "abusos y transgresiones" observados por la Santa Sede en algunos países, donde los laicos presiden celebraciones litúrgicas que sólo competen al clero.

La Instrucción interdicasterial está firmada por los líderes de la Congregación para el Clero, la Congregación para la Doctrina de la Fe, la Congregación para los Sacramentos, la Congregación para los Obispos, la Congregación para la Evangelización de los Pueblos, la Congregación para la Vida Consagrada, el Pontificio Consejo para los Laicos y el Consejo para la Interpretación de los Textos Legislativos.

Los estatutos de la declaración son el producto de un simposio sobre el mismo tema, desarrollado en Roma en abril de 1994. Al mismo tiempo, un documento preliminar fue preparado y enviado a los obispos en los países más relacionados a su contenido.

El nuevo documento asegura que es vital "preservar cuidadosamente la naturaleza y misión del ministerio sacerdotal y la vocación y carácter secular del laicado. La colaboración no significa sustitución".

El texto señala que en varias diócesis, los laicos han colaborado con sus pastores de maneras muy productivas, sin provocar ningún problema. Sin embargo, admite que en algunas áreas la intervención de los laicos en nuevos roles ha generado "graves consecuencias" para el entendimiento de la comunión eclesial.

La instrucción también plantea los principios teológicos que definen los rasgos distintivos de la ordenación sacerdotal y los límites de la colaboración en esta misión.

El principio central es que el sacerdocio implica un "poder sagrado" que le viene de los apóstoles, el mismo que no puede ser transmitido por ningún otro sacramento. El carácter especial del sacerdocio, agrega, no es negociable, ni sujeto a cambio, en una clara y directa aclaración a aquellos argumentos del "ministerio compartido" en el que el laicado ejerce roles del sacerdote.

"El ministerio sacerdotal es absolutamente irremplazable", insiste el documento y señala que donde personas no ordenadas ejerzan labores sacerdotales, las autoridades de la Iglesia están en la obligación de intervenir obligatoriamente para evitar estos abusos.

Entre los excesos citados en el texto destacan la designación de laicos como pastores o capellanes de congregaciones religiosas y la concesión de homilías a laicos, tareas que en el primer caso sólo está permitida los hospitales, pero que nunca deben implicar la administración de sacramentos.

El documento puntualiza que en el caso de los lugares en los que es necesario que el laico presida las celebraciones dominicales esto estará permitida sólo por la ausencia de un sacerdote y será algo temporal aprobado explícitamente por mandato del obispo. Además en ninguna de estas ceremonias los laicos podrán ejercer los roles exclusivos de los sacerdotes, sólo podrán distribuir la Eucaristía mas nunca recitar las oraciones de consagración.

Las Instrucción también aclara que los laicos serán ministros de la Eucaristía sólo en situaciones extraordinarias y no podrán administrarse el sacramento a sí mismos, al tiempo que rechaza el "uso habitual de ministros extraordinarios en el curso de la Misa".

Los laicos tampoco pueden bautizar asiduamente no liderar funerales, salvo cuando no haya un ministro disponible. Asimismo no podrán sustituir a los sacerdotes como testigos de matrimonios excepto cuando exista un mandato explícito del obispo, quien a su vez deberá obtener un permiso de la Santa Sede.

Aunque la Instrucción no contiene nuevas enseñanzas, el Secretario de la Congregación para la Doctrina de la Fe, Mons. Tarcisio Bertone, explicó que el documento es necesario porque las desviaciones registradas han causado una mala comprensión del ministerio sacerdotal. Asimismo observó que algunos católicos han empezado a ver a los sacerdotes en términos funcionales y no en su carácter sagrado. El desafortunado resultado, explica, no sólo distorsiona la visión del sacerdocio sino que conlleva una "clericalización del laicado".

[Página anterior] [Página Principal]

En Pentecostés de 1998, grandes movimientos católicos se reunirán en Roma.

VATICANO, 14 (ACI).- Una de las celebraciones centrales de 1998, segundo año de preparación del Jubileo del 2000 dedicado al Espíritu Santo, será el Congreso de Movimientos Católicos convocado por el Pontificio Consejo para los Laicos para los días 26 al 28 de mayo del próximo año en Roma.

En el evento, líderes y representantes de los principales movimientos eclesiales, se reunirán bajo el lema "Movimientos eclesiales: comunión y misión al alba del tercer milenio" durante la Fiesta de Pentecostés para reflexionar sobre su papel y misión a puertas del nuevo milenio.

En la denominada Fiesta del Espíritu Santo, el Santo Padre se encontrará en la Plaza de San Pedro, con los miembros de los nuevos movimientos, una de las más claras expresiones de la acción del Espíritu en la Iglesia del siglo XX.

Entre los movimientos convocados figura el Movimiento de Vida Cristiana (MVC), el Opus Dei, Comunión y Liberación, Legionarios de Cristo, Camino Neocatecumenal, Renovación Carismática, Comunidad Emmanuel y Focolares.

El programa del encuentro consta de dos partes: en primer lugar un gran Congreso, y en segundo lugar una gran manifestación de fe y de unidad de los movimientos con el Santo Padre en la fiesta de Pentecostés. Al Congreso serán invitados 20 miembros de cada uno de estos movimientos, sus líderes y en muchos casos sus propios fundadores.

La fiesta central se celebrará el mismo día de Pentecostés, el 30 de mayo, cuando se desarrolle la gran celebración eucarística de la solemnidad de Pentecostés presidida por el Santo Padre.

Actualmente una comisión formada por dos miembros de cada uno de los movimientos está preparando junto con el Consejo Pontificio para los Laicos estas celebraciones, en las que presentará el espíritu esencial del carisma de cada movimiento.

[Página anterior] [Página Principal]