6 de agosto de 2020 6:34 pm | ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN 6 de agosto de 2020 6:41 pm

Oraciones respondidas: Diócesis obtiene mayor número de seminaristas en décadas

Formadores y seminaristas del Seminario de Nuestra Señora de la Providencia / Crédito: Seminario de Nuestra Señora de la Providencia

La Diócesis de Providence, en el estado de Rhode Island (Estados Unidos), recibió a ocho nuevos seminaristas este año, el mayor número de ingresantes en casi cuatro décadas.

“Algunas buenas noticias para compartir: la Diócesis de Providence da la bienvenida a 8 nuevos seminaristas este año, la mayor cantidad de seminaristas en casi 40 años”, dijo en Twitter la semana pasada el Obispo local, Mons. Thomas Tobin.

“Oren por nuestros seminaristas, incluidos los nuevos estudiantes. Dios dijo: ‘Te daré pastores’, ¡y de hecho lo es!”, añadió el Obispo.

El P. Brian Morris, director de vocaciones del Seminario de Nuestra Señora de la Providencia en la diócesis, atribuyó el reciente aumento de seminaristas a los esfuerzos dedicados de oración de la comunidad. Le dijo a CNA –agencia en inglés del Grupo ACI– que el seminario ha celebrado adoración todos los jueves por un aumento en las vocaciones, y las parroquias han organizado esfuerzos similares.

“Es el resultado de mucha oración. La gente de toda nuestra diócesis ha estado orando diligentemente por más vocaciones, más jóvenes que consideran el llamado al sacerdocio”, dijo.

“¿Por qué Dios eligió este año? No lo sé, depende de él, pero creo que parte de eso es para darnos buenas noticias. Estamos en un momento de negatividad actualmente por muchas cosas que están pasando. Esta es una noticia maravillosa para nuestra diócesis y creo que Dios nos está mostrando un poco de luz en la oscuridad”, añadió.

Al igual que muchas áreas de Estados Unidos, la Diócesis de Providence se ha enfrentado a una escasez de clérigos a medida que los sacerdotes mayores se jubilan, incluidos algunos que fueron responsables de varias parroquias. Estas parroquias a menudo se enfrentan a desafíos prácticos, como un ministerio sacramental limitado.

Además, algunas parroquias han cerrado en los últimos años a medida que disminuye la asistencia a la iglesia.

El P. Chris Murphy, el rector del seminario, le dijo a CNA que el aumento de seminaristas es alentador. Sin embargo, enfatizó que la cantidad por sí mismo no es el objetivo.

“Queremos orar por buenos sacerdotes, no solo por muchos sacerdotes. La Iglesia no está desesperada por muchos sacerdotes. La Iglesia está desesperada por buenos y santos sacerdotes”, dijo.

“Tenemos que confiar en el Señor, de que Él proveerá los pastores para la Iglesia que la Iglesia necesita en el momento actual”, añadió.

La diócesis también ha tomado medidas serias para mejorar sus esfuerzos vocacionales, confesó el P. Murphy. Eventos como “Hiking with the Saints” ofrecen oportunidades para interactuar con los sacerdotes. Además, la diócesis reintrodujo los retiros de Quo Vadis, que permiten a los niños de secundaria profundizar su fe y aprender más sobre las vocaciones.

Si bien estos eventos y retiros son útiles, dijo el P. Murphy, los mejores frutos se han obtenido de la construcción de relaciones personales con hombres jóvenes a lo largo de los años. Estas relaciones han incluido reuniones personales o conversaciones telefónicas mientras los hombres están en la universidad.

“Diría que incluso más importante que los eventos es el ejemplo del testimonio de los sacerdotes en la vida de estos hombres: sus pastores, sus capellanes, sus maestros de teología en las escuelas secundarias para los estudiantes de secundaria católicos”, dijo.

El sacerdote dijo que intenta brindar oportunidades para la fraternidad, pero agregó: “A decir verdad, creo que gran parte del trabajo se realiza a nivel local a través de las parroquias”.

El P. Morris dijo que el aumento de seminaristas es una señal de esperanza para la Iglesia local y la comunidad.

“Simplemente creo que es una imagen maravillosa y esperanzadora ver a estos jóvenes que provienen de orígenes muy diversos y tienen personalidades diferentes (…) jóvenes que todavía están buscando algo más grande que lo que el mundo les está ofreciendo”, comentó.

Finalmente, dijo que “es alentador que la gente sepa que está bien darle tu vida a Cristo, darle tu vida a Dios y no tener miedo de lo que te estás perdiendo en este mundo porque hay algo más grande”.

Traducido y adaptado por Diego López Marina. Publicado originalmente en Catholic News Agency

Etiquetas: Estados Unidos, Vocaciones, Seminario