29 de diciembre de 2014 4:36 am

Mons. Reig Pla: Gobierno retiró reforma del aborto "por un plato de lentejas"

Por Blanca Ruiz

Mons. Juan Antonio Reig Pla. Foto: HazteOir.org (CC BY-SA 2.0)

Mons. Juan Antonio Reig Pla, Obispo de Alcalá de Henares (España), criticó al Gobierno de Mariano Rajoy por haber retirado la reforma de la ley del aborto “por un plato de lentejas” –comparándolo con la traición de Esaú-, permitiendo que continúe el “holocausto de víctimas inocentes” por "un puesto en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, pero también el acceso a otras cuotas de poder y a la financiación".

Esta decisión tan grave, advirtió el Prelado, “responde a otras exigencias como nos muestra el documento 'Prioridades de España en las Naciones Unidas. 69º Periodo de Sesiones de la Asamblea Plenaria’”.

Promoción de la anticoncepción y aborto libre en niñas

En su carta pastoral, Mons. Reig Pla denunció que el gobierno, para conseguir un puesto en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, estaba dispuesto  - como revela el documento- a, entre otras, "continuar impulsando el pleno disfrute y ejercicio de derechos por parte de niñas y mujeres en condiciones de igualdad y no discriminación por razón de género, incluidos los derechos de salud sexual y reproductiva", y "continuar promoviendo el pleno disfrute y ejercicio de derechos por parte de personas gays, lesbianas, bisexuales, transexuales e intersexuales (LGBTI) y la eliminación de todas las formas de discriminación".

Mons. Reig Pla afirma que "poniendo siempre por delante el amor, el respeto y el aprecio a todas las personas, sea cual sea su condición, es necesario desenmascarar las ideologías que engañan manipulando el lenguaje".

Mons. Reig Pla condenó “con firmeza cualquier tipo de violencia contra niñas y mujeres y toda discriminación injusta”. Sin embargo, advirtió que bajo el lenguaje citado en “las prioridades”, España cede a promover “la anticoncepción desde niñas”, el aborto libre, la manipulación de embriones, "la promoción de la masturbación, con programas ya desde 0 a 4 años", "la educación sexual obligatoria (teoría y práctica) de menores, por parte del Estado y según la perspectiva de la ideología de género, incluso contra la voluntad expresa de los padres", así como la disminución de la edad legal de consentimiento para tener relaciones sexuales que en España está en los 13 años y la "apertura a la sexualidad 'intergeneracional'".

Son datos que pueden encontrarse en el documento 'Estándares de Educación Sexual para Europa' preparados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), con el asesoramiento de International Planned Parenthood Federation –IPPF? (Federación Internacional de Planificación Familiar) y de World Association for Sexual Health ?WAS? (Asociación Mundial para la Salud Sexual).

Mons. Reig Plá asegura que "a todas estas imposiciones del imperialismo transnacional del dinero – bajo apariencia de organismos internacionales públicos y privados ? hay que añadir ahora, al menos, dos más", la primera que el gobierno de España reconocerá el derecho de inscripción en el Registro Civil de los hijos de españoles nacidos mediante vientres de alquiler, algo que el Prelado ha calificado de "una nueva forma de esclavitud". La segunda es que el Gobierno de España podría cambiar la ley que exige el consentimiento paterno a las menores que deseen abortar.

"Que el Estado respete la patria potestad de los padres respecto de sus hijos siempre es un bien; dicho lo cual, con consentimiento paterno o sin él, el aborto es siempre un crimen abominable, que además destroza a la madre y a todos los que participan".

"España, como buena parte del mundo, ya no es más que una colonia, al servicio del Nuevo Orden Mundial, donde se esclaviza a jóvenes y mujeres", criticó.

Promoción de la ideología de Género

Sobre el “pleno disfrute y ejercicio de derechos por parte de personas gays, lesbianas, bisexuales, transexuales e intersexuales (LGBTI)", indicó que responde a la "promoción universal de la llamada 'ideología de género' y de las teorías queer" mediante la promoción de nuevas leyes llamadas de 'no discriminación' y de 'reconocimiento de derechos a las personas con deseo de cambiar de sexo'; derecho a la 'no discriminación e igualdad de trato'. Advirtió que estas leyes buscan “situar fuera de la ley a quienes, como la Iglesia, afirmen que la particular inclinación de la persona con atracción sexual hacia el mismo sexo, 'debe ser considerada como objetivamente desordenada'”.

España pieza clave en el Nuevo Orden Mundial

Mons. Reig Pla alertó que luego del “matrimonio civil entre personas del mismo sexo y la posibilidad de adopción”, ahora se quiere ceder “al deseo de cambiar de sexo (DCS), particularmente en la infancia". Luego seguirá la penalización de los padres, confesiones religiosas o de quienes se opongan a la agenda prevista para promover estos llamados “derechos sexuales LGBTIQ”.

"Describir lo que esconden las palabras a través, como hemos dicho, de la manipulación del lenguaje no es ninguna condena a las personas, sino exponer con claridad lo que atenta contra la antropología cristiana a la que el Papa San Juan Pablo II llamaba 'antropología adecuada'", precisó.

Con el documento 'Prioridades de España en Naciones Unidas. 69º Periodo de Sesiones de la Asamblea Plenaria', el Prelado asegura que nos hemos convertido "en siervos de las instituciones internacionales para la promoción de la llamada 'gobernanza global' (Nuevo Orden Mundial) al servicio del imperialismo transnacional del dinero, que ha presionado fuerte para que España no sea ejemplo para Iberoamérica y para Europa de lo que ellos consideran un ‘retroceso’ inadmisible en materia abortista y en los llamados derechos LGBTIQ".

O lo que Mons. Reig Plá explica como "vender por un plato de lentejas el proyecto de Dios sobre sus hijos", que es "el amor y respeto a toda vida humana, la belleza de la igual dignidad, pero también de la diferencia entre el varón y la mujer, la hermosura de la familia de fundación matrimonial entre un solo hombre y una sola mujer".

"Si matar a un inocente no-nacido se reconoce por las ‘leyes’ como un derecho, toda corrupción o iniquidad es posible, tanto en el ámbito público como en el privado" y advierte que "para poder matar a un hermano antes hay que matar a Dios (al Padre), o venderlo".

Imprescindible regeneración moral

Sin embargo el Prelado asegura que "la verdadera respuesta a esta situación pasa por la regeneración moral de nuestro pueblo fruto de una nueva evangelización: proponer con amor y verdad a Cristo" e invita a ser "auténticos cristianos y familias católicas capaces de impulsar una cultura respetuosa con la vida, el matrimonio y la familia".

También pide el impulso de "una auténtica educación afectivo-sexual de los niños, adolescentes y jóvenes como vocación al amor y al don de sí" y recuerda que en la 'Teología del cuerpo' de San Juan Pablo II se encuentran "las claves para aprender a amar y desarrollar una auténtica ecología humana".

Algo que Benedicto XVI explicaba como "la permanencia de la civilización cristiana pasa por la promoción de 'minorías creativas' capaces de regenerar la sociedad". Mons. Reig Pla precisa que a través de la Doctrina Social de la Iglesia se debe inspirar la presencia de católicos en las distintas instituciones sociales y en el ámbito de la política, porque, como decía el Beato Pablo VI "la política es una forma alta de caridad".

Estamos ante "una situación de emergencia política" que reclama que "el laicado católico sepa organizarse para ofrecer una lúcida respuesta en el campo cultural, en los medios de comunicación y en la política. No hacerlo en estos momentos supone un verdadero pecado de omisión", advirtió. “No solo las personas sino también las naciones son llamadas por Dios al cumplimiento de una misión".

Por eso anima a España a no renunciar a su misión, "¡no renunciemos a ella y a la bendición de Dios, nuestro Padre, por un plato de lentejas!" y ha recordado las palabras que San Juan Pablo II pronunció durante una de sus visitas: "Nos alegramos de que la España que llevó la fe a tantas naciones quiera hoy seguir trabajando para que el Evangelio ilumine los derroteros que marcan el rumbo actual de la vida".

"Los católicos en este momento estamos ante una verdadera encrucijada y es necesario preguntarnos a quiénes estamos dispuestos a servir: o a los dioses, y sus mensajeros, de esta nueva religión secular, o al verdadero Dios. Como en tiempos de Josué nuestra respuesta no puede ser otra: 'Yo y mi casa serviremos al Señor'".

La carta completa puede leerse en http://www.obispadoalcala.org/noticiasDEF.php?subaction=showfull&id=1419548580&archive

Etiquetas: Aborto, España, Mons. Juan Antonio Reig Pla, Iglesia en España, Defensa de la vida, Aborto cero, Obispos de España, Ley del aborto, anteproyecto reforma ley del aborto