15 de diciembre de 2021 1:46 pm

Imagen de la Virgen y el Niño Jesús queda intacta fuera de iglesia destruida por tornado

Por Cynthia Pérez

Estatua de la Virgen María y el Niño Jesús fuera de la Iglesia de la Resurrección. Crédito: Cortesía de Fr. Carl McCarthy.

A pesar del devastador azote de al menos cuatro tornados en Kentucky (Estados Unidos), una imagen de la Santísima Virgen María que carga en sus brazos al Niño Dios fue hallada casi intacta fuera de una iglesia que quedó destruida.

Entre el viernes 10 y el sábado 11 de diciembre, al menos 37 tornados golpearon los estados de Arkansas, Illinois, Kentucky, Mississippi, Missouri y Tennessee.

Kentucky sufrió el azote de al menos cuatro tornados que dejaron destrucción tanto al oeste como al sur del territorio, con decenas de fallecidos, desaparecidos, y miles de viviendas destruidas.

Solo uno de los tornados ocasionó gran parte de la destrucción, pues atravesó 227 millas (365 km) de terreno del estado. En conjunto los tornados destruyeron cerca de mil viviendas y dejaron unas 28 mil casas y negocios sin electricidad.

Hasta ahora se registran al menos 74 personas fallecidas en el estado a causa de la destrucción. Según Reuters, el gobernador de Kentucky, Andy Beshear, dijo que el número de muertos podría elevarse a 109, pues aún hay desaparecidos.

La mañana del sábado 11 de diciembre, el periódico Evansville Courier & Press compartió una fotografía que muestra una estatua de la Virgen María que lleva en brazos al Niño Jesús, que permaneció de pie y no sufrió casi ningún daño. La estatua yace erguida delante de la Iglesia Católica Resurrección, cuyo muro e interiores se ven gravemente destruidos.

El 13 de diciembre, Tina Casey, directora de comunicaciones de la Diócesis de Owensboro, donde pertenece la iglesia, dijo a CNA -agencia en inglés del Grupo ACI- que “la estatua todavía está en pie”.

No obstante, Casey lamentó que “las ventanas y puertas [de la iglesia] están rotas y ya no hay techo”, y afirmó que “esta iglesia probablemente será considerada una pérdida total”. Además, señaló que otros templos católicos de la diócesis, como la iglesia de St. Joseph, en Mayfield, también sufrieron daños importantes.  

Esta imagen mariana generó sorpresa en los medios de comunicación, pues si bien el condado de Mayfield fue el más devastado, Dawson Springs también sufrió graves daños, en especial en el centro de la ciudad. La prensa reportó que el parque local quedó totalmente destruido.

La fuerza de los tornados ha sido tan devastadora que en la ciudad de Earlington, en Hopkins, fueron descarrilados 27 vagones de un tren, según señaló la agencia de noticias local Courierpress.

En el caso de Dawson Springs, la localidad donde se halló la imagen mariana, no solo se registraron pérdidas materiales, sino también humanas, pues hasta el 11 de diciembre se reportó la muerte de al menos nueve personas.

En medio del caos y el sufrimiento, algunos residentes relataron que recurrieron a la fe para hallar esperanza.

Por ejemplo, Wesley Lynn, comandante de incidentes en Dawson Springs para la Agencia de Manejo de Emergencias del Condado de Hopkins, dijo que animó a que “todos los que creen en Dios, recen”; e incluso llamó a los no creyentes a que oren “de todos modos”, señaló Courierpress.

Según Reuters, Stephen Jennittie, un residente de Mayfield de 52 años, que vivió junto a su esposa y su mascota el azote del tornado, dijo que su supervivencia es un milagro que ha renovado su fe en Dios.

“Estaba hablando con Dios y le dije a mi señora: cuando salgamos de aquí, vamos a empezar a ir a la iglesia”, relató Jennittie. Agregó que su tierra natal está tan devastada que no la reconoce como era antes.

Casey dijo a CNA que Caridades Católicas está canalizando las donaciones para ayudar a los damnificados, a través de este sitio web.

Además, según señaló el Obispo de la Diócesis de Owensboro, Mons. William Medley, en un comunicado enviado a CNA, los obispos locales también están organizando colectas en sus parroquias para ayudar a las víctimas del tornado.

“Si bien nadie más que el Señor puede sanar los corazones rotos de aquellos que han perdido a sus seres queridos, me siento honrado por la gran cantidad de apoyo que nos llega de todo el país y del mundo", dijo.

Además, el Prelado agradeció el mensaje del Papa Francisco, que rezó por Kentucky durante el Ángelus en la Plaza de San Pedro el domingo 12 de diciembre. “Sabemos que cuando somos uno en Cristo, nunca estamos solos”, concluyó.

Varias agencias policiales y de bomberos tuvieron que responder al llamado de las autoridades de Dawson Springs para ayudar a los afectados. También asistieron funcionarios de las Agencias de Manejo de Emergencias (EMA) de los condados de Henderson y Webster

Según Chris Noles, de la oficina del Servicio Meteorológico Nacional en Paducah, Kentucky, el siniestro “podría ser un récord” debido a las graves consecuencias. “Este tornado mortal nunca se levantó. Simplemente siguió avanzando, devastando y matando de un condado a otro”, dijo el sábado en Dawson Springs, según Courierpress.

En respuesta al siniestro, el gobernador Beshear dijo que envió más de 180 agentes de la Guardia Nacional de Kentucky para ayudar a los afectados.

“Estamos aumentando ese número a medida que llegan más solicitudes”, dijo el gobernador en el condado de Mayfield, según Courierpress. “Esta ha sido una de las noches más difíciles en la historia de Kentucky, con varios condados afectados y una pérdida significativa de vidas”, agregó.

Según los medios locales, el trabajo para recuperarse de los daños en Kentucky, en especial en Mayfield, podría durar meses e incluso años.

Etiquetas: Estados Unidos, Virgen María, Iglesia en Estados Unidos, Niño Jesús, imagen mariana, desastre natural, Tornado, Kentucky, iglesia destruida