{ (i[r].q=i[r].q||[]).push(arguments)},i[r].l=1*new Date();a=s.createElement(o), m=s.getElementsByTagName(o)[0];a.async=1;a.src=g;m.parentNode.insertBefore(a,m) })(window,document,'script','https://www.google-analytics.com/analytics.js','ga'); ga('create', 'UA-526318-1', 'auto'); ga('require', 'GTM-MKNZDXB'); posición de las ideas, pues así se pueden evitar las frustraciones.

13. Promover la comunicación familiar, dejando hablar a los hijos y alentándoles, a que se expliquen con todos los detalles, sin interrupciones y sin escatimarles el tiempo, de forma que se sientan cómodos, en su forma de expresión.

14. Rechazar el pesimismo y la indecisión, aunque haya incertidumbre del futuro, para que se pueda apreciar, más oportunidades de alternativas y soluciones de los problemas.

15. Resistir ante las adversidades e incertidumbres que crean los problemas, para  con flexibilidad poder hacerles frente y sobreponerse a ellos, para buscar la forma de salir reforzado.

16. Trabajar en equipo. Para la búsqueda de soluciones a los problemas. La familia tiene que ser un bloque unido, para que sea indestructible.

Las 29 mejores sentencias sobre la resolución de los problemas:

1. Cuando atrasamos la cosecha, los frutos se pudren, pero cuando atrasamos los problemas, no paran de crecer.

2. El hombre se descubre, cuando se mide con un problema.

3. El modo de resolver los problemas, es enfrentarse a ellos.

4. En la práctica, sólo es problema, lo que la inteligencia puede resolver.

5. Hay que apresurarse siempre, hacia la solución de los problemas, para que no se hagan viejos.

6. La cooperación no es la ausencia de problemas, si no el medio para resolverlos.

7. La formulación o descubrimiento de un problema, es más importante que su solución.

8. La mayoría de personas, gastan más tiempo en hablar de los problemas, que en afrontarlos

9. La vida no es dejar que pase el problema. Es aprender a solucionarlo.

10. Los problemas existen desde siempre. No hay que tratar de evitarlos, si no de entenderlos, para solucionarlos.

11. Los problemas presentan la oportunidad, de dar el máximo esfuerzo.

12. Los problemas son frecuentemente, las herramientas con las que Dios nos adapta, para dar un paso adelante.

13. Los problemas son mensajes que hay que saber descifrar, para solucionarlos.

14. Los problemas son oportunidades, para demostrar lo que se sabe.

15. Los problemas, como los elefantes, solamente se puede comer a trocitos.

16. No hay ningún problema que no ofrezca, el regalo de la solución.

17. No hay que buscar culpables, si, soluciones.

18. No podemos evitar cometer errores, pero si podemos poner constantemente atención, para tratar de evitarlos.

19. No resolver los problemas, es garantizar un problema mayor.

20. Para los problemas hay que ponerse la venda, antes que la pedrada.

21. Plantearse los menos problemas posibles, es la única manera de resolverlos.

22. Prevenir los problemas, es casi curarlos de antemano.

23. Quien sabe resolver problemas, es menos eficiente, que quien sabe evitarlos.

24. Se requieren nuevas formas de pensar, para resolver los problemas creados, por las viejas formas de pensar.

25. Sí a causa de un problema, se convocan muchas reuniones, las reuniones llegarán a ser, más importantes que el problema.

26. Si un problema puede plantearse, también puede resolverse.

27. Sólo hay una manera de ser feliz y es dejando de preocuparse por los problemas, que están fuera de nuestro control.

28. Son los problemas sin resolver, no los resueltos, los que mantienen activa la mente.

29. Un problema deja de serlo, si no tiene solución.

Fuente: blog.micumbre.com

Comentarios

Síguenos:

Libros del padre José Antonio Fortea

Tendencias:

El blog de Mons. José Gómez
Cara a cara con Alejandro Bermúdez