Date();a=s.createElement(o), m=s.getElementsByTagName(o)[0];a.async=1;a.src=g;m.parentNode.insertBefore(a,m) })(window,document,'script','https://www.google-analytics.com/analytics.js','ga'); ga('create', 'UA-526318-1', 'auto'); ga('require', 'GTM-MKNZDXB');
Es así, como marcar a un adolescente, o peor, a un niño, como “homosexual” sin remedio, no le hace un buen servicio a la persona afectada. Estos, adolescentes o niños pueden, con una intervención positiva apropiada a su caso particular, recibir consejos adecuados para poder superar el problema de estos traumatismos emocionales anteriores.

Es conocido y cierto que terapeutas experimentados pueden ayudar a individuos a descubrir y comprender las causas profundas de los traumatismos emocionales que dieron origen a la atracción por el mismo sexo y poder seguir la terapia que va a ayudar a resolver ese problema.

De la misma forma, las mujeres con atracción por su mismo sexo pueden llegar a comprender un cambio en su conducta, especialmente cuando encuentran la manera de confiar del amor de los hombres

Los católicos creemos que la sexualidad fue estructurada por Dios como un signo del amor entre los hombres, entere la esposa y la esposa y por consiguiente y así pensamos muchos católicos, que la actividad sexual es adecuada solamente dentro del matrimonio.

Un desarrollo psico-sexual saludable especialmente en la etapa de noviazgo, lleva naturalmente a la atracción de personas por el sexo opuesto. Traumatismos, errores educacionales y el pecado puede causar una desviación de esta conducta.

Entonces es esencial que todo católico que sienta atracción por el mismo sexo, pueda ser alentado a reflexionar sobre este hecho y encuentre acceso fácil a grupos de apoyo, terapeutas y directores espirituales que apoyen en forma inequívoca las enseñanzas de la Iglesia y estén preparados para ofrecer ayuda de la más alta calidad, con cariño, amor y comprensión de todos especialmente sus más cercanos.

Todos los católicos, Educadores, Profesores, Catequista, Sacerdotes, los padres, los familiares, tienen la obligación de defender las enseñanzas de la Iglesia en materias de moral sexual, para contrarrestar la falsa información sobre la atracción por el mismo sexo, y para informar a los adolescentes expuestos al riesgo o envueltos en homosexualidad, que se puede encontrar ayuda.

Ciertamente es posible, con la ayuda de la Gracia de Dios, para todas las personas el vivir en con el fin de su sexo de nacimiento entregado por Dios, incluyendo aquellos que sienten atracción homosexual. Con la ayuda poderosa de la gracia, los sacramentos, apoyo de la comunidad y un terapeuta con experiencia, un individuo bien decidido es capaz de alcanzar el propósito de cambio de actitud.

Finalmente, dejo en claro, que a mi parecer Dios ama a los hombres que han optado por atracción homosexual con el mismo amor que le da a todos los hombres, pero él espera que el que esté en esta situación, vuelva al sexo que él nos dio al traernos a este paso terrenal.

Es así, como mi ruego, es a los que sufren por esto, reciban el cariño y la misericordia del Señor, reflexionen un minuto, y en la conversación intima y personal con el Padre Dios, hagan el compromiso del cambio de actitud, y los que puedan entregar como servicio al Señor, la ayuda a la corrección fraternal de nuestros hermanos caídos en la perdida de su identidad de sexo, reciban la bendición del Señor.

Pedro Sergio Antonio Donoso Brant
Parroquia Santo Domingo de Guzmán - Ñuñoa - Santiago de Chile

Comentarios

Síguenos:

Cara a cara con Alejandro Bermúdez

Tendencias:

El blog de Mons. José Gómez
Libros del padre José Antonio Fortea