La Asamblea Plenaria del Consejo de las Conferencias Episcopales de Europa (CCEE) y el Appeal of Conscience Foundation firmaron una declaración entregada a la ONU pidiendo un compromiso político y social en defensa de las minorías cristianas y de otras confesiones religiosas que están siendo perseguidas en diversas partes del mundo.

La agencia Fides informó este miércoles que esta declaración también fue enviada a los dirigentes de muchas naciones para pedir medidas y acciones reales en defensa de las minorías religiosas, de los lugares de culto y de los textos sagrados.

“El Consejo de las Conferencias Episcopales de Europa y la Appeal of Conscience Foundation exhortan a todos los Estados, organizaciones intergubernamentales y organizaciones no gubernamentales, así como a los medios de comunicación, a promover, mediante la educación, una cultura de respeto mutuo y de tolerancia por la diversidad de religiones, que representan un aspecto importante del patrimonio colectivo de la humanidad”, se expresa en el texto.