Sábado Memoria de la Santísima Virgen María
20 de enero de 2018

Color: Blanco

Santos:

Lecturas del día:

  • Primera lectura

    II Samuel 1:1-4, 11-12, 19, 23-27
    1 Después de la muerte de Saúl, volvió David de derrotar a los amalecitas y se quedó dos días en Siquelag.
    2 Al tercer día llegó del campamento uno de los hombres de Saúl, con los vestidos rotos y cubierta de polvo su cabeza; al llegar donde David cayó en tierra y se postró.
    3 David le dijo: «¿De dónde vienes?» Le respondió: «Vengo huyendo del campamento de Israel.»
    4 Le preguntó David: «¿Qué ha pasado? Cuéntamelo.» Respondió: «Que el pueblo ha huido de la batalla; han caído muchos del pueblo y también Saúl y su hijo Jonatán han muerto.»
    11 Tomando David sus vestidos los desgarró, y lo mismo hicieron los hombres que estaban con él.
    12 Se lamentaron y lloraron y ayunaron hasta la noche por Saúl y por su hijo Jonatán, por el pueblo de Yahveh, y por la casa de Israel, pues habían caído a espada.
    19 La gloria, Israel, ha sucumbido en tus montañas. ¡Cómo han caído los héroes!
    23 Saúl y Jonatán, amados y amables, ni en vida ni en muerte separados, más veloces que águilas, más fuertes que leones.
    24 Hijas de Israel, por Saúl llorad, que de lino os vestía y carmesí, que prendía joyas de oro de vuestros vestidos.
    25 ¡Cómo cayeron los héroes en medio del combate! ¡Jonatán! Por tu muerte estoy herido,
    26 por ti lleno de angustia, Jonatán, hermano mío, en extremo querido, más delicioso para mí tu amor que el amor de las mujeres.
    27 ¡Cómo cayeron los héroes, cómo perecieron las armas de combate!

  • Salmo responsorial

    Salmo 80:2-3, 5-7
    2 Pastor de Israel, escucha, tú que guías a José como un rebaño; tú que estás sentado entre querubes, resplandece
    3 ante Efraím, Benjamín y Manasés; ¡despierta tu poderío, y ven en nuestro auxilio!
    5 ¿Hasta cuándo, oh Yahveh Dios Sebaot, estarás airado contra la plegaria de tu pueblo?
    6 Les das a comer un pan de llanto les haces beber lágrimas al triple;
    7 habladuría nos haces de nuestros convecinos, y nuestros enemigos se burlan de nosotros.

  • Evangelio

    Marcos 3:20-21
    20 Vuelve a casa. Se aglomera otra vez la muchedumbre de modo que no podían comer.
    21 Se enteraron sus parientes y fueron a hacerse cargo de él, pues decían: «Está fuera de sí.»

Comentarios