7 de junio de 2008 - 2:35 PM

Principal responsabilidad de la Iglesia es el servicio a la Verdad, recuerda el Papa

Redacción ACI Prensa

Principal responsabilidad de la Iglesia es el servicio a la Verdad, recuerda el Papa

El Papa Benedicto XVI recordó tomando palabras de Pablo VI, que la "principal responsabilidad de la Iglesia es el servicio a la Verdad", en su discurso a los participantes de la X Plenaria del Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso que culmina hoy en Roma.

Al dirigirse hoy a los participantes de la Plenaria cuyo tema este año es "Diálogo en verdad y caridad: Orientaciones Pastorales", el Santo Padre destacó que el más amplio propósito del diálogo interreligioso es "descubrir la verdad; y su motivación, que es la caridad" está en "obediencia a la divina misión confiada a la Iglesia por nuestro Señor Jesucristo".

"Los seres humanos buscan respuestas a algunas de las preguntas existenciales fundamentales: ¿Cuál es el origen y el destino del ser humano? ¿Qué es el bien y el mal? ¿Qué espera al ser humano al final de su existencia terrena? Todas las personas tienen el deber y la obligación moral de buscar la verdad. Una vez conocida, están obligados a adherirse a ella y a ordenar toda su vida de acuerdo a sus exigencias", explicó el Pontífice.

Seguidamente, Benedicto XVI resaltó que "es el amor de Cristo que interpela a la Iglesia para llegar a todo ser humano sin distinción, más allá de las fronteras de la Iglesia visible. La fuente de la misión de la Iglesia es el amor divino. Este amor es revelado en Cristo y hecho presente a través de la acción del Espíritu Santo. Todas las actividades de la Iglesia están imbuidas de este amor. Por lo tanto, es el amor el que urge a los creyentes a escuchar al otro y buscar áreas de colaboración. Alienta a los compañeros cristianos en el diálogo con los seguidores de otras religiones para proponer, pero no imponer, la fe en Cristo que es 'el camino, la verdad y la vida'".

Tras destacar la necesidad de la "formación para quienes promueven el diálogo interreligioso", el Papa precisó que "para que sea auténtico, este diálogo debe ser una jornada de fe. Es muy necesario para sus promotores estar bien formados en sus propias creencias y en las de los otros. Por ello aliento los esfuerzos del Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso a organizar cursos de formación y programas sobre este tema para distintos grupos cristianos, especialmente seminaristas y jóvenes en instituciones educativas".

"Queridos amigos, al venir al término de su Asamblea Plenaria, les agradezco el trabajo que han realizado. Les pido llevar el mensaje de buena voluntad del Sucesor de Pedro a su comunidad cristiana y a todos nuestros amigos de otras religiones. Con gusto imparto mi Bendición Apostólica a ustedes", concluyó el Santo Padre.

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios