12 de marzo de 2021 - 7:22 PM

¿Por qué este crucifijo gigante sumergido bajo un lago no ha recibido visitas en 2 años?

Redacción ACI Prensa

Cristo crucificado en el lago Michigan. Crédito: Laurent Fady - Petoskey Drones.
Cristo crucificado en el lago Michigan. Crédito: Laurent Fady - Petoskey Drones.

Un crucifijo gigante que lleva sumergido desde 1962 en las aguas del Lago Michigan, en Estados Unidos, no ha podido recibir las multitudinarias visitas acostumbradas en los dos últimos años.

La imagen de Cristo crucificado, esculpida en mármol blanco de Italia, mide 3.35 metros y tiene un peso de 829 kilos.

La imagen data de 1956. Tras pasar por varios propietarios, fue vendida a solo 50 dólares a un club local de submarinistas.

En 1962 la imagen fue colocada sobre el lecho del lago, en homenaje a Charles Raymond, que falleció ahogado en un lago cercano. Tiempo después el homenaje se extendió a todos los buzos que fallecieron en las aguas de Michigan.

Desde 1986 se organizan visitas al lugar desde donde puede verse la imagen, parados sobre la superficie congelada del lago.

La última visita se realizó en 2019.

En declaraciones a ACI Prensa, Northern Michigan Aerial Services (Servicios Aéreos del Norte de Michigan), explicó que el crucifijo está sumergido bajo la Bahía de Little Traverse, en el Lago Michigan, “que usualmente se congela en invierno”.

“Cuando la capa de hielo es lo suficientemente gruesa para ser segura, se organiza una visita y cientos de personas forman una fila para verlo”, indicó.

“Este año, el hielo se formó al final de la temporada y era inestable. No se organizó ninguna visita por preocupaciones de seguridad”, añadió.

En el 2020 pasó algo parecido, señaló, “hielo inseguro”.

Northern Michigan Aerial Services señaló que las visitas al lugar no se organizan todos los años precisamente por medidas de seguridad.

“Tiene que estar realmente helado por mucho tiempo para que la bahía sea segura”, dijo.

“El hielo se rompió alrededor de una semana atrás, con una temperatura más cálida y fuertes vientos”, recordó.

Northern Michigan Aerial Services explicó que bajo la capa de hielo “hay mucha corriente” y las olas pueden ser peligrosas.

“El crucifijo habría sido más visto si estuviera en un lago interior, pero ese no era el propósito”, señaló.

Etiquetas: Estados Unidos, Cruz, Crucifijo, Iglesia en Estados Unidos

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios