27 de enero de 2015 9:03 pm

Obispos españoles: El trabajo digno contribuye al plan de Dios para la humanidad

POR BLANCA RUIZ | ACI Prensa

Trabajador / Dominio Público / 270115
Trabajador / Dominio Público / 270115

Los Obispos miembros de la Comisión de Apostolado Seglar del Episcopado español han recordado en un comunicado que el trabajo digno contribuye “en nuestro mundo a la realización del Plan de Dios para la humanidad”.

Así lo han indicado en el texto por el 20 aniversario de la publicación del documento “La pastral obrera de toda la Iglesia”. Por ello han propuesto “una renovada reflexión desde la cambiada y cambiante situación del mundo del trabajo y de ofrecer el magisterio de nuestro episcopado, apoyado en el Evangelio y la Doctrina Social de la Iglesia”.

Se trata, según han precisado, de “ofrecer claves para que los agentes de pastoral obrera en las parroquias y diócesis”, “puedan sentirse de nuevo enviados a seguir anunciando con palabras y obras, el Evangelio y la salvación de Nuestro Señor Jesucristo, en la realidad esencial del trabajo humano”.

“El trabajo humano es medio imprescindible de realización personal de la propia vocación, y reconocimiento de la sagrada dignidad de la persona, varón y mujer”, subraya este documento  que también asegura que “mediante el trabajo humano construimos también la vida social y política, contribuyendo en nuestro mundo a la realización del Plan de Dios para la humanidad”.

Tomando unas palabras del Papa Francisco, los Obispos han recordado que “si falta el trabajo la dignidad humana está herida”.

Los Obispos de la Comisión del Apostolado Seglar han recordado las malas condiciones de trabajo que sufren algunos trabajadores en el mundo. “Se ha precarizado aún más, se ha desvinculado el trabajo de la dignidad del ser humano, se ha despersonalizado”, apuntan. Afirman que el trabajo se “ha individualizado de tal modo que ha dejado de ser un elemento de construcción social de lo común”, no crea comunión entre las personas y pueblos e “impide en muchas ocasiones una vida personal, familiar, y social”.

También han recordado las palabras de San Juan Pablo II sobre el trabajo y la dignidad en las que insistía en que “sigue siendo clave de la cuestión social”, “porque en la nueva configuración del trabajo humano se asienta el nacimiento de un nuevo sujeto cuya existencia se orienta a producir y consumir, reduciendo su humanidad, hiriendo su dignidad humana, y configurando así una sociedad deshumanizada”.

La Enseñanza Social de la Iglesia, ha puesto siempre de manifiesto que el trabajo no es solo medio de expresión de la dignidad humana, “sino que en su configuración se juega de manera especial la configuración de la sociedad y del mundo, conforme al plan de Dios”. De ahí que los Papas prestaran especial atención a “la deshumanización que se produce en el trabajo humano, y a cómo en lugar de ser principio de vida, pasa a ser demasiadas veces ocasión de dolor, empobrecimiento y muerte”.

Por eso los miembros de la Comisión de apostolado seglar insisten en mirar a la realidad del trabajo de los hombres y mujeres, para “ver cuáles son sus esperanzas y sus gozos, sus sufrimientos y luchas; una mirada que nos permita actualizar en las nuevas circunstancias una propuesta pastoral para toda la Iglesia”.

Por eso hacen llegar su solidaridad a todos los trabajadores y sus familias “de modo especial a quienes son víctimas de accidentes laborales y enfermedades profesionales, a quienes han perdido el trabajo sin esperanza de recuperarlo, a quienes lo tienen que realizar en condiciones precarias o injustas, a quienes se ven atrapados en la espiral de la economía sumergida, informal y sin derechos”.

También han recordado a los jóvenes “a los que se les niega el trabajo y que les lleva a afrontar con desesperanza un futuro laboral cargado de incertidumbre; a las mujeres que se ven tantas veces discriminadas en el trabajo por su propia condición, a los migrantes forzados a abandonar sus familias y hogares en busca de un trabajo que les permita vivir con dignidad”.

Etiquetas: España, Obispo, Trabajo

Comentarios