2 de febrero de 2009 - 12:39 AM

Obispo español: Poca generosidad en vida consagrada explica falta de vocaciones

Redacción ACI Prensa

Mons. Demetrio Fernández, Obispo de Tarazona (España)
Mons. Demetrio Fernández, Obispo de Tarazona (España)

En una carta pastoral publicada con ocasión de la Jornada Mundial de la Vida Consagrada que se celebra el 2 de febrero, Fiesta de la Presentación del Señor, Mons. Demetrio Fernández, Obispo de Tarazona, señaló que la falta de radicalidad en la vida consagrada es una de las principales causas de la crisis vocacional.

"Un cristiano ya está consagrado por el bautismo, pero la vida consagrada es un nuevo título de consagración que lleva el bautismo hasta su plenitud", dice el Prelado; y agrega que "la vida consagrada es un grito profético en el mundo de hoy (y siempre), que nos recuerda a todos cuáles son los valores definitivos del Reino, los que Cristo ha vivido en las bienaventuranzas y a los que Cristo invita cuando llama a seguirle de cerca".

Mons. Fernández destacó que "vivimos tiempos de crisis, también en la vida consagrada. La secularización, es decir, vivir como si Dios no existiera, acomodándose a los criterios y a las formas del mundo, se ha filtrado también en el estilo de la vida consagrada".

"Parece una contradicción, pero desgraciadamente es así. Una vida consagrada en la que no se esté dispuesto/a a vivir con radicalidad la entrega a Jesucristo, con el amor loco al estilo de san Pablo, es una vida poco atrayente y nada estimulante para los jóvenes de hoy. He aquí una de las razones de la escasez de vocaciones", explica el Obispo de Tarazona.

El Prelado reconoce que "el tema de las escasez o falta de vocaciones entre los/las jóvenes es muy complejo, y no se reduce a una sola causa, pero los Institutos de vida consagrada que viven con coherencia ‘haberlo perdido todo por Jesucristo’, tienen vocaciones".

"Por el contrario –agrega–, los Institutos que se han acomodado a este mundo, no tienen vocaciones, se van extinguiendo paulatinamente".

"La Jornada mundial de la vida consagrada es una ocasión para pedirle al Señor por las personas que han consagrado su vida totalmente el Señor. Para que sean fieles al amor primero que les llevó a dejarlo todo por Jesucristo", concluye Mons. Fernández.

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios