Bajo el lema "Hemos venido para adorarte, Jesús", más de 60 mil católicos participaron el último domingo de la Procesión Eucarística realizada en Shillong, capital del estado de Meghalaya ( India nororiental).

La agencia Fides informó que el Santísimo Sacramento –acompañado de miles de personas que esperaban con devoción a ambos lados de las calles– fue llevado entre cantos por la ciudad en un vehículo magníficamente adornado.

Al culminar la procesión, el Obispo de Tura, Mons. George Mamalassery - quien acompañó las tres horas del masivo acto de fe - señaló que "los cristianos sólo seremos reconocidos como discípulos de Jesús si realmente amamos y construimos una paz duradera".

Por su parte, el Ministro de energía del Estado de Manipur, Francis Najope, recordó como su hija Elizabeth, de 8 años, fue secuestrada e inhumanamente asesinada hace tres años, justo el día en que se realiza esta procesión."Nosotros la amábamos pero Dios la ama más. El Señor nos la dio y el Señor se la llevó consigo" anotó Najope.

El funcionario indio y su esposa vinieron de Imphal, Manipur para agradecer al Señor el don del perdón, y para rezar junto a millares de fieles que manifiestan su fe en Jesús presente en la Eucaristía.

  • Tags: