17 de abril de 2018 2:31 am | ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN 17 de abril de 2018 9:30 am

Hoy se conmemora a la Beata Mariana de Jesús, mística mercedaria y copatrona de Madrid

Redacción ACI Prensa

Beata Mariana de Jesús
Beata Mariana de Jesús

El 17 de abril se conmemora a la Beata Mariana de Jesús, mística mercedaria y copatrona de Madrid (España). Tuvo una vida de mucho sufrimiento al ser incomprendida por su familia. Se dice que al cumplir los 33 años, Jesús la coronó con una corona de espinas.

Mariana nació en Madrid en 1565 en una familia noble. Antes de la adolescencia recibió la Primera Comunión. Cuando tenía 9 años murió su madre y al poco tiempo su padre se volvió a casar. La madrastra resultó ser una cruel mujer.

Por su gran deseo de ser religiosa, siendo joven hizo un voto perpetuo de virginidad pero su padre no lo aprobó porque ya la había comprometido con un joven de una acomodada familia. Pero ella llegó al punto de cortarse el pelo para hacer que el pretendiente la rechazara.

El padre y la madrastra se enfurecieron con la beata y la golpearon y la insultaron. Desde entonces vivió atormentada. En 1598 dejó la casa de sus padres y emprendió su camino vocacional con la ayuda del fundador de los Mercedarios Descalzos, Fray Juan Bautista.

Junto a la ermita de Santa Bárbara, la Beata Mariana se estableció en una pobrísima celda en la que se dedicó por años a la oración, la penitencia y ayudar a los necesitados. Más adelante fue recibida en la tercera Orden de la Merced y recibió el hábito de terciaria. En 1614 hizo la profesión.

Tuvo momentos de éxtasis y visiones que rápidamente fueron conocidas en Madrid, pero ella siempre rechazó todo halago y protagonismo. Sus superiores y las autoridades eclesiásticas le mandaron escribir todo lo que vivía en estos episodios.

Se cuenta que cierto día sus hermanas la encontraron en éxtasis. En ese momento Jesús la invitó a probar su martirio, ella aceptó y sintió en el cuerpo los dolores de la crucifixión. Las compañeras vieron cómo ella, extendida en la cama, estiraba las extremidades y se mantuvo rígida hasta que salió del éxtasis.

También se dice que solía hablar con la Virgen María sobre los grandes misterios de la fe cristiana.

Por este tipo de sucesos y por su caridad con los desfavorecidos la apodaron “Tesoro de la ciudad”, “Estrella de Madrid” y “Beata del pueblo”.

El 17 de abril de 1624, a los 59 años de edad, la Beata Mariana de Jesús partió a la Casa del Padre en el convento mercedario de Santa Bárbara, a consecuencia de una enfermedad pulmonar.

En 1783, el Papa Pío VI la declaró Beata. A pedido del pueblo madrileño fue declarada copatrona de la ciudad junto a San Isidro Labrador.

Su cuerpo se mantiene incorrupto y es expuesto el día de su fiesta, aunque su rostro fue dañado cuando al morir le hicieron mascarillas mortuorias para luego hacer algunas esculturas.

Más información en el siguiente enlace

Etiquetas: España, Santos

Comentarios