16 de mayo de 2019 12:15 pm | ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN 16 de mayo de 2019 3:09 pm

Hombre arrestado con gasolina en Catedral de Nueva York no podrá ser juzgado

Redacción ACI Prensa

Catedral de San Patricio en Nueva York (Estados Unidos) / Crédito: Catedral de San Patricio
Catedral de San Patricio en Nueva York (Estados Unidos) / Crédito: Catedral de San Patricio

Un hombre acusado de intentar ingresar con contenedores de gasolina y un encendedor a la Catedral de San Patricio en Nueva York (Estados Unidos) en abril de este año, ha sido considerado no apto para ser juzgado penalmente, debido a su salud mental.

La policía arrestó a Marc Lamparello durante la noche del miércoles 17 de abril después de que intentara entrar en la catedral. Luego se descubrió que tenía un auto cerca para escapar del lugar.

El sujeto, de 37 años, reside de Nueva Jersey y cursa un doctorado en la Universidad de la Ciudad de Nueva York.

Un psiquiatra designado por la corte lo encontró mentalmente incapacitado para ser juzgado, según su abogado Chris DiLorenzo, quien también dijo el 14 de mayo que Lamparello padece esquizofrenia y que dejó de tomar sus medicamentos el día del presunto intento de incendio.

El asistente del fiscal de distrito, David Stuart, dijo que su oficina revisará los resultados y determinará cómo proceder con el caso, informó el New York Post.

Los fiscales de Manhattan acusaron a Lamparello el día del incidente por intento de incendio intencional e imprudencia temeraria. El sospechoso permanecerá en la prisión de Bellevue Hospital Center en espera de una audiencia en la corte el 7 de junio, según los informes de North Jersey Record.

El aparente intento de incendio de Lamparello tuvo lugar dos días después de que un gran incendio destruyera el techo de la Catedral de Notre Dame en París. La causa de ese incendio aún no se ha determinado, pero la policía sospecha que fue un accidente.

Lamparello también fue profesor adjunto de filosofía en Lehman College en el Bronx y también enseñó en la Universidad Seton Hall. Publicó un libro de más de 400 páginas sobre filosofía en 2016.

Un amigo de la familia de Lamparello los describió en el New York Post como “una buena familia religiosa” y como “católicos estrictos”.

Según la policía de Nueva York, el hombre tenía cuatro galones de gasolina, dos latas de líquido inflamable y dos encendedores. La seguridad de la Catedral le impidió entrar, pero al hablar con el personal de seguridad, algo de gasolina se derramó en el suelo.

Cuando la policía le preguntó por qué intentaba llevar contenedores de gasolina a la iglesia católica más grande de Nueva York, Lamparello dio “respuestas inconsistentes”.

El comisionado adjunto del Departamento de Policía de Nueva York, John Miller, dijo a los reporteros el miércoles por la noche que el hombre finalmente le dijo a la policía que estaba “atravesando la Catedral para llegar a Madison Avenue; que su coche se había quedado sin gasolina”.

Luego de que la policía inspeccionó su minivan y descubrió que no estaba sin gasolina, fue puesto bajo custodia.

El intento de incendio fue la segunda vez en esa semana que el hombre fue arrestado en una catedral católica. A principios de la semana, Lamparello había sido arrestado por negarse a abandonar la Basílica Catedral del Sagrado Corazón en Newark, Nueva Jersey.

Lamparello ha sido arrestado anteriormente por invadir la propiedad ajena y embriaguez en la vía pública.

El 17 de abril, día del incidente, la policía de Nueva York confirmó que el sujeto había comprado recientemente un boleto de avión de ida a Roma, programado para partir el jueves 18 de abril por la noche. También había reservado una habitación de hotel cerca de la Basílica de San Pedro.

Traducido y adaptado por Diego López Marina. Publicado originalmente en CNA

Etiquetas: Estados Unidos, Policía, atentado, Nueva York, Catedral de San Patricio

Comentarios