21 de mayo de 2013 4:47 pm

Comunidad de Saint Jean revela faltas a la castidad de su fundador con mujeres adultas

Redacción ACI Prensa/EWTN Noticias

Sacerdote Marie-Dominique Philippe
Sacerdote Marie-Dominique Philippe

Los hermanos de Saint Jean, una comunidad creada en Francia en 1975, informaron de algunos hechos “creíbles” sobre una serie de faltas a la castidad de su fundador, el sacerdote Marie-Dominique Philippe, cometidas con mujeres adultas a quienes daba acompañamiento espiritual.

El encargado de dar a conocer esta información fue el prior de la comunidad, el Padre Thomas Joachim, quien en el capítulo general de la congregación realizado del 9 al 29 de abril, dijo en una reciente carta que existen “testimonios convergentes y considerados creíbles por aquellos que han tenido acceso (autoridades de la Iglesia y de nuestra congregación como yo mismo) que afirman que el Padre Philippe ha realizado gestos contrarios a la castidad respecto a mujeres adultas a las que acompañaba”.

El Padre Philippe fue un dominico que vivió entre 1912 y 2006. Fue considerado en Francia como una importante figura de los católicos con su aporte en la filosofía y la teología. Las investigaciones y los testimonios que se conocen ahora se refieren a casos sin "unión sexual" consumada.

Ahora, escribe el Padre Thomas Joachim, la comunidad vive una “dolorosa toma de conciencia” porque “es nuestro fundador y no podemos guardar secretos de familia entre nosotros y dejar que los rumores circulen y sugieran de todo sin importar qué cosas sean”.

El prior señala sin embargo que “recibí mucho del Padre Marie-Dominique Philippe y de la formación que me dio en los campos filosófico y teológico. Mi gratitud sigue intacta. Sepamos guardar esta gratitud, aprovechemos el carisma que se nos dio en el que él era un instrumento y busquemos siempre la santidad en nuestra propia vida”.

El sacerdote comentó además que se sintió alentado a informar estos hechos luego de discernir mucho, acompañado por el consejo de varios obispos y tras escuchar al Papa Francisco que en una de sus homilías alentó a no esconder los problemas sino a enfrentarlos.

El prior dijo además que esta crisis “es una etapa de maduración. Me parece que así vemos lo real de frente, pidiendo perdón y siguiendo adelante. En chino, la palabra que se usa es wei ji amenaza y oportunidad. Lo que pasamos ahora puede ser una amenaza o al contrario una oportunidad, una oportunidad en la que el Señor nos quiere purificar”.

Sobre estos hechos, el Obispo de Autun (Francia), Mons. Benoit Rivière, encargado de acompañar a la Comunidad Saint Jean, dijo que “ocultar faltas graves está mal, pero nadie ha ocultado nada en relación al Padre Philippe. Simplemente, luego de su muerte, los testimonios aparecieron y los hemos recibido, y hemos ayudado a una congregación a no quedarse en una actitud infantil de casi adoración del fundador” para quien algunos pedían la beatificación.

El Prelado dijo que estos hechos hacen que “el Padre Philippe no sea un modelo imitable en todos sus aspectos pero existe un abismo de diferencia entre lo que ha pasado aquí en Saint Jean y lo que ha pasado en algunas congregaciones”.

“Como evidencia puedo decir que las ambiguedades se investigaron y (...) ha habido un trabajo de madurez y de crecimiento que avanza bien. Las discusiones en el capítulo general y la magnífica carta del Padre Thomas son un acto de gran valor, de mucha confianza en el futuro. Este acto valiente demanda respeto y una atención fraterna”, concluyó el Obispo.

(Actualizado el 22 de mayo a las 16:47 GMT-5)

Etiquetas: Abusos sexuales, Francia

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y dirección de email para recibir el boletín diario de noticias de ACI Prensa.

Comentarios