23 de octubre de 2017 9:45 am

Beatificación de mártires de Guerra Civil no es “ajuste de cuentas”, asegura Cardenal

POR BLANCA RUIZ | ACI Prensa

Momento de la Misa de acción de gracias por la beatificación de 109 mártires claretianos en Barcelona (España). Foto: Misioneros claretianos.
Momento de la Misa de acción de gracias por la beatificación de 109 mártires claretianos en Barcelona (España). Foto: Misioneros claretianos.

El Cardenal Juan José Omella, Arzobispo de Barcelona (España) presidió la Misa de acción de gracias por la beatificación de 109 mártires claretianos, donde recordó que esta celebración no fue un ajuste de cuentas con el pasado sino un canto a la infinita gracia de Dios y una invitación a ser sus testigos”.

La Misa de acción de gracias tuvo lugar en el Santuario del Cor de María de Barcelona (España), junto con el Cardenal Omella concelebró el superior general de los Misioneros Claretianos, el P. Mathew Vattamattam, doce obispos claretianos de todos el mundo y 60 sacerdotes.

Durante la homilía el Cardenal recordó el mensaje de perdón y reconciliación que ha estado presente en todos los actos de esta numerosa beatificación de mártires que murieron durante la persecución religiosa de la Guerra Civil Española (1936-1939).

El Cardenal Omella también aseguró que la beatificación de los mártires claretianos fue  “la reconstrucción definitiva de 109 vidas rotas por confesar a Cristo en circunstancias que no quisiéramos que se repitieran jamás”.

También hizo un llamado a la confianza absoluta en Dios ante las dificultades: “No tengáis miedo de afrontar las dificultades del tiempo presente porque, a través de acontecimientos que a menudo nos desbordan, Dios va dirigiendo la historia humana hacia su plenitud” y subrayó que “el amor vence al odio y ninguna dificultad o persecución puede quitarnos la alegría de confesar a Jesús”.

Además, el Cardenal Omella pidió a los cientos de misioneros claretianos presentes seguir colaborando con “todos los que se esfuerzan por construir un mundo más justo y solidario, incluyendo las autoridades políticas, pero no olvidéis que el corazón le pertenece solo a Dios”.

“No os dejéis atrapar por ideologías políticas o por otros ídolos modernos que reclaman nuestra entrega absoluta. Solo a Dios debemos dar lo que es de Dios. Esto nos dará una gran libertad de espíritu”, aseguró durante la homilía.

El Cardenal también destacó la gran historia martirial de los misioneros claretianos, que en poco más de 150 años de historia ya cuenta con 183 mártires beatificados de un total de 270 misioneros que murieron mártires durante la persecución religiosa de la Guerra Civil española.

También te puede interesar:

Etiquetas: Guerra Civil Española, Iglesia en España, mártires españoles, Cardenal Omella, San Antonio María Claret

Comentarios