8 de mayo de 2005 - 2:35 AM

Arzobispo de Valencia: En España asistimos a medidas legales perjudiciales

Redacción ACI Prensa

Arzobispo de Valencia: En España asistimos a medidas legales perjudiciales

El Arzobispo de Valencia, Mons. Agustín García-Gasco, señaló en su carta semanal que en España “asistimos a una serie de medidas legales que perjudican el bien común cuando se facilitan las rupturas de los matrimonios sin causa alguna”.

Según informa la agencia AVAN, el Prelado indicó que estas medidas legales permiten que se definan “como matrimonio una serie de relaciones que, si bien pueden merecer algún tipo de consideración legal, no son equiparables al mismo”.

“Las dificultades y la devaluación de la enseñanza de la religión que se ha puesto en marcha es otra cuestión que nos preocupa porque entorpece el crecimiento integral de la persona” aseguró y añadió que “la sociedad necesita buenos matemáticos e ingenieros, pero precisa también que esos matemáticos o científicos usen su ciencia para construir una sociedad mejor, al servicio del bien común”.

En su carta, titulada “El amor vence al desierto”, el Arzobispo de Valencia indicó que “el amor al prójimo, la capacidad de perdonar, la justicia, la paz, como frutos del espíritu necesitan crecer en un entorno adecuado, alejados de los desiertos”, en alusión a la homilía de la inauguración del pontificado de Benedicto XVI en la que explicó que “los desiertos interiores” son los que multiplican “los desiertos exteriores” refiriéndose a los problemas del hombre de hoy.

Mons. García Gasco manifestó que “siempre habrá quien nos niegue el agua para extender su propio desierto interior” e indicó que “la misión de cada cristiano ha de ser cultivar su espíritu para ofrecer los frutos que benefician al mundo, a la sociedad y a cada persona”.

El Prelado también aseveró que “son muchos los lobos que, con distinta intensidad a lo largo de los siglos, han intentado mermar el rebaño de Cristo” y exhortó a los católicos a “exteriorizar nuestra vida interior para que dé frutos en nuestra propia familia, en nuestro trabajo, en nuestras amistades y en nuestra sociedad”, porque en nuestra sociedad “todos somos apóstoles y no debemos temer a los lobos o los desiertos que son siempre vencidos por el amor”.

En su carta, el Arzobispo mencionó también que “el amor fraternal, el amar al prójimo como a ti mismo, son enseñanzas que a lo largo de dos mil años se han transmitido de generación en generación gracias a la Iglesia” y agregó que “jóvenes y ancianos, mayores y niños, todos tienen derecho a conocer el mensaje de salvación fundado no en la venganza sino en el perdón; no en el egoísmo sino en el amor y los niños también”.

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios