8 de octubre de 2007 5:25 pm

Ampliar concepto de libertad religiosa es imprescindible para crecimiento democrático de México

Redacción ACI Prensa

Ampliar concepto de libertad religiosa es imprescindible para crecimiento democrático de México

La Dirección de Comunicación Social del Arzobispado de México reafirmó que para el Arzobispo, Cardenal Norberto Rivera Carrera, ampliar el concepto de libertad religiosa es imprescindible “si queremos que México vaya creciendo en su itinerario democrático”, por lo que es necesaria una legislación que garantice a los sacerdotes y religiosos los derechos que la Carta Magna brinda a todos los ciudadanos, entre ellos, los de expresión y reunión.

En ese sentido, a través de un comunicado, afirmó que el Purpurado respalda la iniciativa presentada por el Colegio de Abogados Católicos para reformar los artículos 3, 4 y 130 de la Constitución.

En el texto, recordó que la Iglesia no busca privilegios, sino que se trate a los ministros de culto “en igualdad con el resto de los ciudadanos mexicanos” y así “gocen del ejercicio de sus garantías individuales y no sean amenazados o perseguidos por profesar su fe o iluminar la realidad social desde los valores de la Palabra de Dios”.

Asimismo, advirtió que limitar a los ministros de culto en sus críticas a leyes y partidos políticos es incomprensible en una verdadera democracia.

En ese sentido, aclaró que “la Iglesia no tiene interés en asociarse políticamente” y que cuando hay alguna crítica a algún partido político “es porque sus principios o plataformas electorales atentan contra los valores cristianos y el Evangelio, y ponen en peligro la salud espiritual de los fieles laicos”. “No se trata de una intromisión política sino de una misión profética que es inherente a la misión pastoral de la Iglesia”, indicó.

El Cardenal Rivera, señaló el texto, considera que es un derecho ciudadano de los ministros de culto el poder se votados. Sin embargo, especificó que la Iglesia “no tiene interés alguno en llevar a la práctica este derecho por no convenir ni a la Iglesia ni a la sociedad, y por otra parte, la ley canónica prohíbe estrictamente a todos los sacerdotes postularse para puestos de elección”.

”La principal labor de los pastores es ser ministros del Evangelio del Señor, acercar a los hombres a Dios y buscar su salvación eterna”, expresó. Sin embargo, indicó, “los fieles cristianos están en este mundo y sus pastores no pueden desentenderse de sus problemas concretos”.

“La misión de la Iglesia no puede supeditarse al interior de los templos y a la práctica del culto, los pastores no sólo pueden, sino tienen la obligación de orientar a sus fieles en todo aquello que afecte a sus vidas, y la dimensión política es un aspecto importante que pide ser iluminada por Jesucristo y el Evangelio”, manifestó.

Recordó que la Arquidiócesis “tiene clara la conveniencia de la separación de la Iglesia y el Estado” y que sus opiniones sobre el actual Ley de Asociaciones Religiosas “no pretende debilitar al Estado laico y mucho menos pretende instaurar un Estado confesional”, sino pedir “una auténtica libertad religiosa”.

El texto completo se encuentra en http://www.siame.com.mx/index.php?option=com_content&task=view&id=1501&Itemid=1   

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y dirección de email para recibir el boletín diario de noticias de ACI Prensa.

Comentarios